domingo, 24 septiembre 2017
23:38
, última actualización

La inalcanzable piedra filosofal de la financiación autonómica

Susana Díaz continúa la ronda de contactos sociopolíticos en busca de un cambio consensuado, mientras el PP y Podemos lo critican

09 sep 2017 / 08:37 h - Actualizado: 09 sep 2017 / 08:38 h.
  • Susana Díaz recibe a Rodríguez Villalobos en el Palacio de San Telmo para hablar de financiación autonómica. / El Correo
    Susana Díaz recibe a Rodríguez Villalobos en el Palacio de San Telmo para hablar de financiación autonómica. / El Correo

En 1978 España puso en marcha el Estado de las Autonomías. ¿Cómo se financia el joven Estado plural? Entre que algunas autonomías siempre han querido repartir menos por ricas y centrífugas y otras, empobrecidas, pretenden más reparto, en 2017 llega la enésima crisis de modelo.

Esta vez es la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, quien inició la semana pasada una ronda con los agentes políticos y sociales en busca de un consenso para buscar un modelo que valga para todos y que beneficie en vez de erosionar a Andalucía.

Así, se mostró ayer convencida de que si tanto los agentes sociales y económicos de la comunidad, como los partidos políticos andaluces «ponemos a Andalucía por delante de los intereses particulares, partidarios y personales, Andalucía saldrá ganando» para poder alcanzar un «buen acuerdo» consensuado sobre el nuevo modelo de financiación autonómica.

La presidenta recibió en el Palacio de San Telmo, sede de la Presidencia a la Mesa del Tercer Sector y la Federación Andaluza de Municipios y Provincias (FAMP).

El presidente de la FAMP, Fernando Rodríguez Villalobos, señaló así su coincidencia con el Gobierno andaluz y que «irá con la Junta a reivindicar una financiación justa para que la prestación de servicios públicos básicos sean de calidad».

Pero el consenso empieza cojo. El principal partido de la oposición, el PP, expresó ayer a través de su secretaria autonómica, Dolores López, que la presidenta de la Junta, Susana Díaz, «quiere el dinero de la financiación autonómica para mantener la grasa política y para mantenerse ella». «Hemos visto este verano», explicó, «cómo se han ido millones de euros para los cargos políticos del SAS». Y el secretario de Estado de Hacienda, José Enrique Fernández de Moya, afeó las críticas al sistema de financiación autonómica vigente que «aprobó el PSOE» y apoyó la Junta.

También mordió la coordinadora general de Podemos Andalucía, Teresa Rodríguez, que criticó que el gobierno andaluz exija al Ejecutivo central más financiación, cuando se plantea eliminar «impuestos a las grandes fortunas», en referencia al impuesto de sucesiones y donaciones.


Versión impresa y hemeroteca de El Correo
  • 1
Todos los vídeos de Semana Santa 2016