martes, 23 mayo 2017

El gol de Tenerife, los «maravillosos años» en el Betis y el futuro en la TV

Joaquín se somete a las preguntas de niñas y niños béticos y confiesa que el tanto que nunca olvidará es uno que marcó tras un pase de Denilson y que dedicó a su padre. «No cambiaría mis primeros años aquí por nada del mundo», destaca

13 dic 2016 / 17:37 h - Actualizado: 13 dic 2016 / 18:17 h.
  • El gol de Tenerife, los «maravillosos años» en el Betis y el futuro en la TV
    Joaquín se ríe ante la pregunta de alguno de los niños que han estado en la rueda de prensa / Betis TV

Joaquín fue este martes el protagonista de una rueda de prensa inusual, ya que las preguntas no fueron realizadas por periodistas, sino por niñas y niños. Sus preguntas fueron bastante más interesantes que las que suelen hacerse en el día a día, todo hay que decirlo. El portuense, que estuvo acompañado por sus hijas, contó detalles muy atractivos, como el gol que con más ilusión recuerda o lo que le gustaría hacer cuando se retire del fútbol en activo. Y también contó un chiste, cómo no, aunque le costó pensar uno apto para todas las edades.

La estrella del Betis, por ejemplo, valoró el gol que marcó en el campo de Osasuna, «uno muy bonito de vaselina», pero se quedó con otro: «Hay un gol que no se me olvidará nunca, que se lo dediqué a mi padre, en un partido contra el Tenerife en casa. Fue un pase de Denilson al segundo palo, la enganché de volea y entró por la escuadra. Me hizo ilusión por cómo fue y porque se lo dediqué a la persona que me ha ayudado desde el principio», contó.

«Mi padre me llevó a mi primer partido con 6 añitos. Lo vivía con una ilusión tremenda, además jugaba de delantero y metía muchos goles. Y también jugaba al futbito porque todo lo que tenía que ver con el fútbol me llenaba. Empecé a jugar en la plazoleta, les daba a las persianas de los balcones, las vecinas me reñían... Ahí empezó mi carrera», rememoró Joaquín, que por cierto también confirmó que hay otro deporte que se le da muy bien: «La gente se cree que no juego al tenis, pero juego muy bien al tenis, tengo un cortado de categoría».

Joaquín contó que llegó al Betis «con 16 años, en el primero de juvenil». «Esos principios con el Betis fueron maravillosos, desde los 19 hasta los 25 años fueron maravillosos, no los cambiaría por nada del mundo. Después viví momentos únicos en Valencia, los dos años en Málaga no los olvidaré nunca y en Italia fue otra experiencia bonita. Y ahora de vuelta, disfrutándolo todos los días», afirmó. «Saltar a ese campo con el brazalete de capitán y sentirte identificado con todo lo que te rodea es muy bonito», añadió.

Un niño preguntó si el objetivo era Europa. «Esa es la ilusión, pero hay que matizarlo bien porque aquí hay periodistas», bromeó. «Se entrena cada día para aspirar a lo mejor. Estamos en crecimiento. Hubo un momento complicado que todos los equipos tienen cada año, pero lo pasamos con nota. La idea es mirar hacia arriba. Queda mucha Liga, pero por supuesto que el pensamiento es crecer para estar entre los mejores», respondió.

Otra pregunta versó sobre su posición favorita. «Me gusta jugar de titular», bromeó también. «Mi posición está clara, mediocampo por la derecha, extremo o carrilero. Estos últimos años he jugado más por el medio y también me gusta porque participo mucho más. La posición del otro día fue nueva para mí, un poco más retrasada, pero a la hora de atacar tenía mucha libertad», explicó.

¿Y el futuro? «Me llama mucho la atención el mundo de la televisión, el entretenimiento, el humor. Puedo tener ahí un camino por descubrir. Ahora puedo hacer algunas pinceladas y es algo que me divierte muchísimo. Hay que hacer las cosas pensando en pasárselo bien para disfrutar y hacer disfrutar. Hay que ser natural. Voy a seguir ligado al fútbol y a este escudo, pero no descarto pegarme unas pinceladas en la tele», confesó.

Tampoco faltó el habitual chiste de Joaquín, un experto en estas lides que en esta ocasión se las vio y deseó para rebuscar alguno para el público infantil. Al final eligió este: «Un doctor le dice a un paciente: ‘te tengo que dar dos noticias, una buena y una mala’ / ‘Deme la mala y después la buena’, responde el paciente / ‘La mala es que tiene usted hongos’ / ‘¿Y la buena? / ‘Que son comestibles’».


  • 1
Todos los vídeos de Semana Santa 2016