martes, 19 junio 2018

Los socios reubicados tratan de hallar una solución con el Betis

Algunos de los casi 300 que se han apuntado a una reclamación legal se han reunido con representantes verdiblancos en el Villamarín. «Hay 1.100 casos subsanados y quedan 900 que estaban en una zona techada. Su queja es razonable, pero esta reforma era necesaria», dice el presidente Haro

11 jun 2018 / 21:06 h - Actualizado: 12 jun 2018 / 17:30 h.
  • Algunos de los socios afectados, este lunes en el Villamarín / Jesús Barrera
    Algunos de los socios afectados, este lunes en el Villamarín / Jesús Barrera

Algunos de los socios afectados por la reubicación obligatoria debido a la ampliación de los palcos VIP en el Gol Norte y Fondo se han reunido este lunes con dirigentes del Betis. Casi 300 de ellos se han apuntado a una reclamación legal para defender su asiento o una plaza que no les perjudique y el club trata de hallar una solución que satisfaga a todos, aunque por ahora resulta complicado.

De todas formas, según ha explicado Ángel Haro, ya hay 1.100 abonados que han sido recolocados sin problemas, pero quedan 900 cuya posición era a cubierto. «Somos conscientes de las molestias que esto acarrea, pero gestionar es tomar decisiones y si queremos precios asequibles para el gran público, debe haber estas zonas Premium. Estamos atendiendo todas las reclamaciones. Hay 1.100 subsanadas y quedan 900 que estaban en una zona techada. Su queja es razonable, pero esta reforma era necesaria», ha admitido en la televisión del club.

«Los precios que pone el Betis para socios son realmente muy baratos en comparación con la Primera División. Para que siga así, si queremos incrementar los ingresos, debemos aumentar la hospitality y las zonas Premium. El Gol Sur ha sido un éxito, y los precios no eran desorbitados», ha recordado el vicepresidente, José Miguel López Catalán.

«No es que se vaya a maltratar al que no esté en la zona Premium, pero tenemos que hacer estas situaciones intermedias. Llegará el momento en que tengamos todo el estadio cubierto y con techo y nadie se mojará. No sé si con nosotros, pero dejaremos las bases para que eso llegue», ha anunciado también el presidente Haro.

El consejo de administración, de hecho, piensa hacer más reformas internas para convertir el Villamarín en un estadio «más cómodo». «Vamos a tener el beneficio de que no habrá tantos horarios intempestivos y trabajaremos para que el bético esté todavía más cómodo dentro del estadio. Vamos a aumentar las zonas Premium, pero además a todos los que vengan tenemos preparado un proyecto bastante potente para cambiar toda el área de restauración. Los béticos van a ver un cambio que les va a gustar mucho. Es importante cambiar todo eso de la cocacola y la salchicha. Será un acicate para que vengan más béticos», ha adelantado Catalán.


Versión impresa y hemeroteca de El Correo
  • 1
Entrevistas - Personajes por Andalucía
Todos los vídeos de Semana Santa 2016