martes, 11 diciembre 2018

El Sevilla tiene gol arriba y un cerrojo atrás

Los fichajes André Silva y Tomas Vaclik son dos de los protagonistas del buen arranque del conjunto hispalense

26 nov 2018 / 16:00 h - Actualizado: 26 nov 2018 / 16:30 h.
  • André Silva durante una acción del último partido de liga frente al Real Valladolid. / EFE
    André Silva durante una acción del último partido de liga frente al Real Valladolid. / EFE

"Uno que las meta y otro que las pare" fue una de las máximas que dejó el entrenador del Sevilla, Pablo Machín, cuando se hizo cargo del equipo esta pretemporada y respondía a los que le cuestionaban sobre la confección de la plantilla.

Una vez rebasado el primer tercio de LaLiga Santander, el Sevilla encabeza en solitario la clasificación con veintiséis puntos en trece jornadas tras la victoria del domingo en el estadio Ramón Sánchez Pizjuán ante el Valladolid (1-0), en un partido en el que se cumplió lo manifestado por el técnico soriano.

Al borde de la media hora, un preciso centro desde la derecha de Pablo Sarabia fue rematado de cabeza con habilidad en el segundo palo por el delantero portugués André Silva, lo que abrió el marcador para los sevillistas.

La otra parte de la sentencia la cumplió el portero, el checo Tomas Vaclik, que cuando moría el partido evitó el empate pucelano al meter una mano milagrosa en un remate a la media vuelta del argentino Leo Suárez.

Con el 1-0 se acabó el choque y los de Machín salieron del estadio de Nervión como líderes y con el protagonismo de un delantero que las mete y un portero que las para.

Nuevas caras

Ambos llegaron este verano para formar parte de una plantilla en la que el puesto de guardameta estaba inmerso en un debate desde hace varios ejercicios, pues el canterano Sergio Rico se hizo con la titularidad y le acompañó en el puesto otro joven promocionado desde el filial, el madrileño David Soria.

Ninguno tuvo la regularidad que se buscaba, sobre todo el meta sevillano, quien alternó buenos partidos con fallos sonados que llevaron la desconfianza a la grada.

Los dos salieron del equipo a la conclusión del pasado ejercicio y pronto el club anunció la contratación para esta campaña del internacional checo, un portero de 29 años procedente del Basilea suizo y desconocido para los aficionados en general.

Desde que el Sevilla empezó a competir en partidos oficiales a finales de julio, con las eliminatorias previas a la fase de grupos de la Liga Europa, Vaclik mostró seguridad bajo los palos, un rápida adaptación a su nuevo equipo y acciones salvadoras que dan triunfos.

Con el paso de la campaña, el checo parece que ha zanjado el debate y el sevillismo reconoce que, desde la desde la retirada de Andres Palop, el equipo vuelve a contar con un meta regular y seguro.

La dupla Silva-Ben Yedder

La otra parte del fundamento de Machín está en el delantero centro, que para el técnico debía ser el típico '9' alto, fuerte y definidor en el área.

Con el punta francotunecino Wissam Ben Yedder ya en la plantilla, un jugador que en su dos anteriores temporadas había mostrado mucha solvencia, el soriano solicitó ese perfil de delantero centro para plasmar sobre el terreno la idea con la que había triunfado en el Girona, el juego por las bandas y el remate en el área.

Después de muchos nombres e intentos que no fructificaron, apareció la figura de André Silva, un portugués que cumplió este noviembre 23 años que despuntó en el Oporto de su país para dar el salto al AC Milan italiano.

El luso, ya fijo con su selección nacional, no tuvo el éxito esperado en la escuadra lombarda y llegó esta pretemporada al Sevilla cedido con una opción de compra.

André Silva se estrenó en la primera jornada de LaLiga con un triplete en el campo de Rayo Vallecano (1-4) y, con el del domingo, ya suma nueve goles en este torneo.

Machín tiene el que las mete y el que las para, pero también destaca que eso solo es la base de una plantilla comprometida con el sistema y que trabaja como un colectivo.

El preparador sevillista se mostró feliz tras ganar al Real Valladolid y acceder al liderato de LaLiga, del que destacó que "es meritorio" y "no es anecdótico" al llevarse trece jornadas.

"Seguramente, no estamos llamados a estar en esta posición, pero vamos a pelear. Hemos hecho méritos para tener todos estos puntos y por eso vamos primeros; históricamente, a estas alturas, los que suelen ganar siempre son los que están posicionados ahí", subrayó Machín, quien valora a una plantilla en la que se han acumulado bajas por graves lesiones y que ha aguantado bien hasta ahora. EFE


Todos los vídeos de Semana Santa 2016