martes, 17 enero 2017

La consagración definitiva

Sergio Rico es, con 1.260 minutos, el discípulo de Sampaoli que más tiempo ha intervenido. Ha protagonizado 46 paradas, el sexto mejor dato de la Liga

28 dic 2016 / 13:34 h - Actualizado: 28 dic 2016 / 13:38 h.
  • La consagración definitiva
    Sergio Rico trata de evitar un gol del barcelonista Neymar en la final de la Copa del Rey del curso anterior. / Efe

El guardameta Sergio Rico es uno de los nombres propios del excelente tramo final de 2016 en el Sevilla FC, un plantel en el que ha sabido responder a la descomunal exigencia con una inmaculada hoja de servicios. El cancerbero de Montequinto es, junto a N’Zonzi, el jugador que más minutos ha acumulado a las órdenes del argentino Jorge Sampaoli y sus estadísticas individuales figuran en el top 6 de los mejores arqueros de Primera División. Su contrato expira en junio de 2019, su cláusula de rescisión es de 30 millones y su perfil es uno de los más seductores de la Premier.

En agosto, el canterano David Soria, la sombra de Rico desde su promoción desde el filial, se lesionó de gravedad y el director deportivo del SFC, el isleño Ramón Rodríguez Verdejo, Monchi, buscó un sustituto de garantías. El elegido fue Salvatore Sirigu, cedido por el PSG y con experiencia en Europa. El italiano fue expulsado en San Mamés ante el Athletic y, desde entonces, su protagonismo ha sido testimonial. Sólo compareció en el cruce de ida de los 1/16 de final de la Copa del Rey ante la SD Formentera. El premio de la vuelta fue para David Soria.

La irrupción de Sirigu no supuso un contratiempo para Rico, que se ha consagrado como uno de los mejores cancerberos nacionales. Internacional con España, el de Montequinto, que aterrizó en el Sevilla FC cuando era prebenjamín, es, con 1.260’ y junto a N’Zonzi, el hombre que más tiempo ha permanecido sobre el césped en Liga. El canterano firma unas estadísticas individuales sobresalientes. En el ranking, el portero del SFC es, con 46 paradas, el sexto que más intervenciones ha realizado. Sólo son aún más efectivos Adán (Real Betis, 68), Ochoa (Granada, 63), Diego López (RCD Espanyol, 50), Pacheco (Alavés, 49) y Sergio Asenjo (Villarreal, 47).

Los datos son curiosos. Rico ha encajado 17 goles, 1,21 de media, el sexto mejor promedio de Primera. Sólo reciben aún menos dianas de media Asenjo (0,69, Villarreal), Diego López (0,79, RCD Espanyol), Ter Stegen (0,86, FC Barcelona), Oblak (0,87, Atlético de Madrid) y Pacheco (1,06, Alavés). El quinteño, que cerró el partido sin recibir gol en contra en cuatro duelos del certamen doméstico, realizó 46 paradas. De las 46, 27 fueron para responder a disparos desde el interior del área, un peligro real que supuso 12 de los 17 tantos que lamentó. Unos datos formidables para un producto made in Carretera de Utrera que devoró las amenazas de Beto y Sirigu, dos víctimas en su carrera.


  • 1
Todos los vídeos de Semana Santa 2016