lunes, 23 julio 2018
00:02
, última actualización
Aeronáutica

Ayesa Air Control crece en el sector espacial y crea una filial en Alemania

La ingeniería, participada al 50% por Ayesa y Sevilla Control, cerró 2017 con una facturación de 7,5 millones, de los que el 20% procedió del negocio espacial

16 may 2018 / 17:48 h - Actualizado: 16 may 2018 / 23:18 h.
  • Pedro Sanz, director general de Ayesa Air Control, ayer en el expositor de la empresa en ADM. / El Correo
    Pedro Sanz, director general de Ayesa Air Control, ayer en el expositor de la empresa en ADM. / El Correo

Ayesa Air Control ha conseguido en 2017 dar un importante salto en la diversificación de su actividad de ingeniería abriéndose un hueco en el sector espacial, de manera que el año pasado esta línea de negocio representó el 20 por ciento de la facturación de la empresa, que rondó los 7,5 millones de euros, tras crecer un 10 por ciento respecto al ejercicio anterior.

Lo que comenzó como un pequeño contrato con Airbus para mejorar los procesos de fabricación de paneles solares para satélites en una planta de Alemania a finales de 2016 se ha traducido en una relación más estable en la que la firma sevillana es responsable de armonizar las tareas de producción en varias plantas de Airbus en Alemania, el Reino Unido y España especializadas en la producción de satélites y lanzadores. De hecho, la actividad generada ha llevado a la firma a crear una filial para implantarse en Alemania, desde donde podrá atender las necesidades de Airbus en aquel país en condiciones más competitivas, y donde el negocio del espacio se encuentra más desarrollado que en España. El objetivo de la compañía pasa por que Alemania represente un 15 por ciento del negocio al cierre de 2018.

«Queremos replicar los mismos servicios y el know how que tenemos aquí», según explicó ayer Pedro Sanz, director general de Ayesa Air Control, sociedad participada al 50 por ciento por el Grupo Ayesa y por Sevilla Air Control y especializada en ingeniería de fabricación y consultoría para optimizar procesos productivos. Y lo hizo desde el Aerospace and Defense Meetings (ADM), la cita que congrega estos días en Fibes a las empresas más relevantes de la industria aeronáutica mundial.

Para la firma, cuyo negocio depende en un 60 por ciento de Airbus, «no es tan importante diversificar en clientes como en programas». En su cartera tiene especial trascendencia el A400M, el A330MRTT (tanquero) y el A350. Y para hacerlo, señala Sanz, la clave está en «anticipar soluciones concretas que el cliente va a necesitar». A su juicio, aunque la cadena de suministro se resiente de los vaivenes y ajustes de producción del fabricante europeo, ellos no han notado mucho el impacto porque «al vender conocimiento, tenemos más flexibilidad», concluye.

Un sistema de detección y neutralización de drones

Ayesa Air Control presenta en esta edición de ADM la última tecnología que está desarrollando y que se centra en un sistema de detección y neutralización de amenazas con drones que permite definir un área que se considere sensible a proteger –por ejemplo, una central eléctrica–. Si un dron traspasa ese espacio, esta tecnología posibilita, además de detectarlo, bloquearlo y tomar el control del mismo.


Versión impresa y hemeroteca de El Correo
  • 1
Entrevistas - Personajes por Andalucía
Todos los vídeos de Semana Santa 2016