martes, 21 febrero 2017
14:28
, última actualización
Marcaje al empresario

«La ciberseguridad está en auge y será un gran dolor de cabeza»

El «talento y el atrevimiento» han hecho que esta tecnológica sevillana tenga una importante presencia en Silicon Valley. El mercado latinoamericano es el próximo objetivo de la plataforma RedBorder, de análisis de tráfico de la red y ciberseguridad

01 oct 2016 / 22:19 h - Actualizado: 02 oct 2016 / 15:17 h.
  • «La ciberseguridad está en auge y será un gran dolor de cabeza»
    Iñaki Murcia, en la sede de ENEO Tecnología en Mairena del Aljarafe, Sevilla. / Pepo Herrera

¿Cuándo nació ENEO Tecnología?

—El proyecto tiene unos diez años, sin embargo, RedBorder, que es nuestro producto, nace aproximadamente hace cuatro años tras la entrada de nuevo capital y la apertura a nuevos clientes tanto nacionales como internacionales. Fue fundado por tres socios como proyecto en torno al software libre, de código abierto y para clientes del arco regional.

¿Y cómo se llegó a RedBorder?

—Con la entrada de Nextel, que es de donde yo provengo, ENEO accede a un mercado superior, a clientes de talla como el Banco Santander o Aena.

¿Qué es RedBorder?

—Básicamente es una plataforma de código abierto para el análisis de las redes de datos y la ciberseguridad. Está basada en el open source y en el big data, un código técnico que nos permite tratar ingente cantidad de información. Podemos asumir pymes o multinacionales y cualquier volumen de información.

¿Cuáles son sus principales clientes?

—Cisco es una referencia nuestra, tenemos un acuerdo con ellos desde hace ya dos años en Estados Unidos, y también son grandes clientes Santander, Aena, la Junta de Andalucía... Nuestro gran primer cliente fue Banco Santander y le debemos mucho porque fue un contrato de ciberseguridad con el que nuestros productos se desplegaron en más de doce países. Fue el primer proyecto internacional.

¿Les afectó la crisis?

—Hemos crecido y nacido en crisis. Apostamos por una tecnología abierta, competitiva y al alcance de cualquier compañía, ya sean multinacionales o pequeñas.

¿Cuántas personas forman ENEO Tecnología y cuánto facturaron en 2015?

—Unas veinte personas. El pasado año, alrededor de 1,2 millones de euros.

¿Qué porcentaje de esa facturación es internacional?

—La mitad. Si bien la tendencia hacia lo internacional irá creciendo en los próximos años, sobre todo por nuestra clara apuesta por el mercado norteamericano.

¿El objetivo es Estados Unidos?

—Tenemos mucho recorrido en Silicon Valley gracias al acuerdo con Cisco y tenemos un claro interés por Latinoamérica.

¿En qué consiste su acuerdo con Cisco?

—Es confidencial, pero básicamente RedBorder suministra tecnología esencial para la analítica de red de Cisco.

¿Cómo acabó ENEO, una empresa sevillana, en Estados Unidos? ¿Fue difícil hacerse un hueco?

—No fue sencillo, pero creo que si algo caracteriza al mundo de hoy es la capacidad para ser global. Si tienes un producto lo puedes hacer llegar a cualquier mercado. El tener un acuerdo con Cisco nos ha abierto muchas puertas y nos obligó a ser mejores y más internacionales.

¿Han notado reticencias u obstáculos por el hecho de ser una empresa sevillana?

—No. Tal vez, paradójicamente, es más fácil transmitir nuestro mensaje desde Sevilla, desde España, a un cliente norteamericano que está muy abierto a admitir tecnología de pequeñas empresas de cualquier parte del mundo, donde prima más el talento que cualquier otra cosa, que, por ejemplo, ir a un despacho en Madrid y vender allí tu proyecto sevillano. Sinceramente, es más fácil hacerlo en un país con una cultura tan abierta a la innovación como Estados Unidos. Silicon Valley está hecho de gente de todo el planeta y están muy acostumbrados a nuestro pésimo inglés y a innovar desde un rincón de cualquier sitio del mundo, desde la India, desde China o Israel y, ¿por qué no? desde Sevilla. Incluso es más sencillo desde un país vecino, como Francia.

¿Cuál es el reto del sector? ¿La ciberseguridad?

—Hay una transformación digital generalizada en cualquier sector o mercado, sobre todo con el internet de las cosas. El gran reto es ser capaces de visualizarlo y protegerlo. Ese es el foco de nuestra compañía: la visualización, el análisis y la seguridad. La ciberseguridad es una constante en auge y será un gran dolor de cabeza en los próximos años. Todos los avances suceden a una gran velocidad y, sin embargo, será crítico para desarrollar los coches conectados, las ciudades inteligentes, la banca,... todo está amenazado. Es un mercado en auge de forma acelerada.

¿También en el ámbito doméstico?

—Claro. Cuando hablamos del internet de las cosas nos referimos a que casi todo está ya conectado. Desde el teléfono, la TV inteligente o las alarmas hasta las neveras o el coche. Y la amenaza hacia los bienes del consumidor es más que probable, de ahí la importancia, cada día mayor, de la ciberseguridad. Afecta a la vida de todos, hasta afecta al semáforo que se puede encontrar en la calle.

¿Qué diferencia a ENEO Tecnología del resto de empresas del sector?

—Yo creo que el talento. El talento de RedBorder está más que contrastado y demostrado. Hay un conjunto de increíbles profesionales en tecnologías tan avanzadas como big data o analítica. Y también el atrevimiento, porque con un grupo pequeño nos hemos atrevido a competir a nivel global y a ganar concursos en sitios como Silicon Valley. Hay mucho talento y mucho atrevimiento en nuestra compañía.


  • 1
Todos los vídeos de Semana Santa 2016