miércoles, 17 julio 2019
16:07
, última actualización

Renault, a pleno rendimiento en Sevilla

Récord. La planta de Sevilla fabricó en 2016 el máximo de su historia, 1.078.660 cajas de cambios, y tiene garantizado el empleo hasta 2020

08 mar 2017 / 21:35 h - Actualizado: 08 mar 2017 / 22:59 h.
  • Operarios en las instalaciones de Renault en San Jerónimo, donde trabajan 1.231 personas. / Antonio Acedo
    Operarios en las instalaciones de Renault en San Jerónimo, donde trabajan 1.231 personas. / Antonio Acedo

Va sobre ruedas. La factoría de Renault en San Jerónimo bate récords de producción, sigue generando empleo y ha logrado consolidar su ritmo de trabajo hasta 2020. Por eso no es de extrañar que sea una referencia industrial en Sevilla, y mucho más allá.

Uno de cada tres vehículos del Grupo Renault que circulan por el mundo lleva una caja de velocidades sevillana. La de San Jerónimo es la fábrica más grande de cajas de cambios de la compañía del rombo, a mucha distancia de la segunda. Y también la que tiene mejor ratio de productividad. «Sevilla es una referencia mundial en la fabricación de cajas manuales de 5 y 6 velocidades» con más de 26 millones fabricadas, aseguran sus responsables.

La factoría de Renault no para de dar buenas noticias. El pasado año produjo 1.078.660 cajas de velocidades, el máximo de su historia y un 6,4 por ciento más que el año anterior. Los números reflejan el acelerón: en 2006 se fabricaron 830.058 cajas de cambios, un 30 por ciento menos que en 2016. Y este hito de producción se suma a la firma del acuerdo laboral el pasado abril que hará que la planta sevillana mantenga su alto ritmo de trabajo hasta 2020.

Y más. A estos buenos datos se añade que el tercer plan industrial incluye la adjudicación de una nueva caja de velocidades en la factoría de Sevilla, la TX30, cuya fabricación exigirá una adaptación de todo el sistema industrial. Esta caja aumentará el par de la caja de velocidades que fabrica en la actualidad Sevilla (TL4).

Todo ello, además, tendrá efectos muy positivos en el empleo, puesto que se anuncian 2.000 nuevos puestos de trabajo fijos en las factorías del grupo. Eso sí, los sindicatos concretan que este aumento de plantilla se producirá, sobre todo, en Castilla y León, porque «la temporalidad es muy baja en Sevilla y el relevo generacional casi está completado».

De hecho, la edad media del trabajador en San Jerónimo es de entre 35 y 37 años. Así, los nuevos contratos que se hagan en Sevilla serán por el relevo de personas que se acojan al plan de salidas. Con todo, los sindicatos en Sevilla subrayan que Renault «crea empleo y, además, de calidad y estable». Eso sí, la planta hispalense «llegó al techo de empleo», puesto que se produce prácticamente al cien por cien. Hay departamentos con incluso tres y cuatro turnos «para no parar ni los fines de semana». Así, poco más se puede crecer. Todo dependerá de la carga de trabajo futura.

Por ahora, se pasaron de los 1.124 empleos directos de 2014 a los 1.141 de 2015 y a los 1.231 actuales. Es decir, que en tres años la plantilla creció un 9,5 por ciento.

Y más noticias positivas. En el tercer plan industrial está prevista una mejora en la competitividad que afecta a Sevilla.

La llegada a España de una nueva actividad de inyección de aluminio posibilitará en un futuro que se puedan fabricar piezas para la fábrica de cajas de velocidades de Sevilla, lo que abaratará costes. De hecho, es una de las peticiones que presentaron los sindicatos a la dirección de la empresa, puesto que ahora ya se compran estos cárter de aluminio a otros proveedores.

No obstante, desde la dirección de la fábrica de Sevilla se apunta que se están estudiando sistemáticamente «las diferentes posibilidades de sourcing de piezas para mejorar la calidad, el coste y el plazo de entrega». «Los cárteres de aluminio –añaden– son una de las piezas más importantes y forman parte de esta estrategia. Pero es pronto para desvelar el resultado de este plan, que sin duda beneficiará el futuro de nuestra fábrica».

Lo que sí se sabe con certeza es que actualmente la planta de la marca del rombo en San Jerónimo exporta el 80 por ciento de la producción a más de 30 clientes en todo el mundo, casi siempre cajas de velocidades terminadas y en algún caso colecciones de piezas que montarán en la fábrica de destino.

Una parte de la producción se envía por transporte terrestre a las fábricas españolas de Valladolid y Palencia o bien a mercados cercanos (el Reino Unido, Francia, Alemania, Turquía, Eslovenia, Rusia, Tánger y Casablanca con ferry, entre otros). Para clientes más lejanos, como México, Brasil, Malasia, Tailandia o Indonesia, usan el transporte marítimo.

El pasado año, la compañía anunció que más de 2,5 millones de órganos mecánicos se exportan desde las factorías de Valladolid y Sevilla a fábricas del Grupo Renault ubicadas en los cinco continentes.

Sevilla fabrica cinco modelos diferentes de cajas de velocidades manuales de 5 y 6 velocidades. La JHBase y la JHQ son modelos destinados a la gama Dacia y gama media de Renault, Nissan y Lada (Avtovaz). La caja JS3 es una caja robotizada que se conduce en modo totalmente automático. J Edison está concebida para un grupo motopropulsor trasero y se monta en Twingo (Renault) y Smart (Daimler). Finalmente, la TL4 es una caja de 6 velocidades, con un par motor de 260 Newtonxmetro, para vehículos de toda la Alianza Renault-Nissan como por ejemplo Renault Clio, Kadjar, Captur, Nissan Qashqai o Nissan Juke.

Las factorías de Renault en España produjeron 578.152 vehículos en 2016, lo que supone un incremento del 20 por ciento con respecto al ejercicio anterior y un récord de actividad, ya que la cifra final supera la de 547.185 registrada en 2003.


Todos los vídeos de Semana Santa 2016