miércoles, 22 mayo 2019

El final de una Era

LA PREVIA. El Real Betis Energía Plus se despide este jueves (20.30) de la ACB después de un recorrido de 29 temporadas. Se va a LEB Oro un club histórico que necesita un reciclaje para volver a la élite.

23 may 2018 / 23:38 h - Actualizado: 23 may 2018 / 23:50 h.
  • La plantilla del Caja San Fernando que disputó por primera vez la Liga ACB en 1989.
    La plantilla del Caja San Fernando que disputó por primera vez la Liga ACB en 1989.
  • Schilb, Kelly y Booker, en un partido de esta temporada.
    Schilb, Kelly y Booker, en un partido de esta temporada.
  • El final de una Era

Es un día histórico en San Pablo, pero a diferencia de otros muchos que ha vivido el club sevillano de baloncesto en sus tres décadas de existencia, no será un día para recordar. O tal vez sí, para que nunca vuelva a repetirse en el futuro una circunstancia así. Sevilla dejará de tener hoy, cuando el reloj fulmine los 40 minutos de juego, un equipo de baloncesto en la élite, en la ACB, por primera vez desde el 19 de septiembre de 1989, cuando hizo su debut en Granada ante Puleva, en el comienzo de un sueño impulsado desde la Diputación de Sevilla y junto a la Caja San Fernando. Ahora le toca al Real Betis Balompié, que se hizo cargo de una entidad moribunda, reciclar el proyecto y poner bases firmes no sólo para afrontar una temporada difícil en LEB Oro, donde sólo puede tener como objetivo el ascenso, sino para recuperar el viejo espíritu de aquellos primeros años en Amate, y transformar la amargura que han ido acumulando en estos últimos años los aficionados al baloncesto, los de siempre y los de ahora, en ilusión, con un equipo con el que identificarse, del que poder sentir orgullo.

No será sencillo, y vienen semanas en las que el Betis va a tener que tomar decisiones claves para el futuro, de arriba a abajo, desde el presidente, pasando por el director deportivo y el entrenador, para una categoría en la que el club sevillano nunca ha jugado.

Hoy toca despedir una Era en San Pablo, con el Iberostar Tenerife como rival, que llega jugándose algo bien distinto, su clasificación para los play off por el título, esa parte de la temporada reservada para los mejores, y que el Cajasol de Aíto García Reneses disputó no hace tanto, en la temporada 2013-2014, cuando se midió en cuartos de final al Valencia Basket con Porzingis, Satoransky, Hernangómez y Marcus Landry, es decir, cuatro jugadores NBA. No sólo la necesidad del equipo de Katsikaris le hace tremendamente favorito, también la calidad de su plantilla, como quedó patente en el partido de la primera vuelta en el Santiago Martín (87-70), con una superioridad aplastante en el rebote (42-22) y en los tiros de dos (67 por ciento a 36 por ciento). Iberostar ostenta la cuarta mejor defensa de la competición (77,3), por lo que se miden en este sentido dos polos opuestos: los verdiblancos son los peores con 90,5. También es séptimo en rebotes totales.

El escolta polaco Mateusz Ponitka es una de las sensaciones de la temporada, quinto en el ranking ACB, sexto anotador (14,3), décimo reboteador (5,8), quinto en porcentaje de tiros de dos; su compañero Mike Tobey es sexto en rechaces (6,2); Tim Abromaitis también es un jugador clave, con 10 puntos y 4,7 rebotes. Katsikaris tiene las bajas conocidas de Nico Richotti, Davin White y Rosco Allen, además del base Rodrigo San Miguel, que sufrió una lesión muscular el pasado domingo ante el Monbus Obradoiro. Ha incluido por ello en la lista al base vinculado Mads Bonde.

En busca de su primer triunfo en los partidos que ha dirigido al Betis, Carrasco tiene la baja de Josep Franch, lesionado en el partido ante el Madrid.


Todos los vídeos de Semana Santa 2016