jueves, 23 noviembre 2017
09:09
, última actualización
PSOE

Los susanistas, contrariados: «Esperábamos más de Pedro»

«Han marginado a Andalucía, no han contado con nosotros para nada, ni siquiera para consensuar posturas en las comisiones. Integración cero», asegura uno de los delegados afines a la secretaria regional

18 jun 2017 / 20:54 h - Actualizado: 18 jun 2017 / 20:57 h.
  • Díaz, con parte de la delegación andaluza. / El Correo
    Díaz, con parte de la delegación andaluza. / El Correo

Disciplina cadavérica. Cuando San Bernardo de Claraval redactó la regla de la Orden Templaria, equiparó la obediencia a la inexistente voluntad de los muertos, no replican. Los delegados andaluces afines a Susana Díaz hicieron acto de presencia en el Congreso Federal del PSOE imbuidos de la consigna del santo. Esperaban, de esta manera, provocar que Pedro Sánchez mostrara con sus actos que las llamadas a la integración no se quedaran en las palabras huecas y para salir del paso que se escriben en los Christmas.

Sin embargo, desde el minuto uno del congreso, los susanistas se sintieron «excluidos», y ella, entonces, optó por autoexcluirse. Díaz ya había decidido no asistir al discurso de Sánchez del domingo, con la coartada de un viaje ya programado a París para un encuentro sobre aeronáutica. Después de eso, su conversación de ocho minutos el sábado por la noche con Sánchez fue la constatación de que la cohabitación era imposible. La andaluza salió del encuentro desencajada, con los ojos vidriosos, su cara era aún peor que la de la noche de su derrota en las primarias. «Han marginado a Andalucía, no han contado con nosotros para nada, ni siquiera para consensuar posturas en las comisiones. Integración cero», aseguraba a este periódico uno de los delegados afines a la secretaria regional; «la foto del sábado por la noche en un bar es la respuesta a un día en el que nos ningunearon», continúa. Integrar y/u olvidar, he ahí la cuestión. Los sanchistas han protegido al secretario general para que no se reproduzcan acontecimientos como los del pasado 1 de octubre. «Hay perfiles dentro del susanismo que podrían haber encajado en la Ejecutiva Federal, no son tan kamikazes como otros. Hubieran trabajado con lealtad para Pedro. No se puede olvidar que Susana fue respaldada por un 40 por ciento de los militantes, y eso no está representado en la Ejecutiva», responden algunos de los más cercanos a la política sevillana. «Esperábamos algo más de Pedro y su gente», sentencian.


Versión impresa y hemeroteca de El Correo
  • 1
Todos los vídeos de Semana Santa 2016