domingo, 25 agosto 2019
09:37
, última actualización

Rubalcaba, el profesor que impulsó la Logse

Dijo este viernes adiós siendo profesor universitario de Química Orgánica

10 may 2019 / 16:16 h - Actualizado: 10 may 2019 / 16:21 h.
  • Alfredo Pérez Rubalcaba. / @PSOE
    Alfredo Pérez Rubalcaba. / @PSOE

Por Pilar Rodríguez Veiga

Alfredo Pérez Rubalcaba, al que no le faltó desempeñar casi ningún cargo de Estado importante, dijo este viernes adiós siendo profesor universitario de Química Orgánica, faceta que le encantaba y a la que volvió en 2014, rechazando desde entonces cualquier oferta de cargo político.

Y es que la educación fue un eje en la vida de Rubalcaba (Solares, Cantabria, 1951), primero como alumno, luego como doctor en Ciencias Químicas, después como docente y, ya como político reconocido, ocupando diversos cargos educativos hasta llegar a ser Ministro de Educación y Ciencia (1992-1993).

Se va "un político que amaba la educación", ha dicho de él la ministra de Educación y Formación Profesional en funciones, Isabel Celaá, en la rueda de prensa tras el Consejo de Ministros.

Una educación que en esos años noventa "estaba en el centro de la política, era la que levantaba el proyecto de país, la que permitía que la economía se desarrollara y se repartieran los grandes beneficios de la economía, la que hacía de ascensor social, la que modificaba las sociedades, era el eje del cambio", según Celaá.

"Fue honrado hasta el final, lo contrario de cualquier elemento volátil que él como catedrático de Química Orgánica siempre supo reconocer y evitar", ha añadido Celaá.

A Alfredo Pérez Rubalcaba le tocó impulsar el desarrollo de la Ley Orgánica de Ordenación General del Sistema Educativo (Logse) aprobada por el Gobierno de Felipe González en 1990 -siendo ministro Javier Solana y poco antes José Maravall-.

Fue la norma que acabó con la generación de EGB o el COU para pasar a la de Infantil, Primaria, Educación Secundaria Obligatoria (ESO) y Bachillerato.

Hasta llegar al Ministerio de la madrileña calle de Alcalá, Rubalcaba había conseguido el doctorado en Ciencias Químicas con Premio Extraordinario por la Universidad Complutense de Madrid (UCM), en la que trabajaba hasta su fallecimiento como profesor titular de Química Orgánica.

Además, había impartido clases en las universidades de Constanza (Alemania) y Montpellier (Francia).

Fue director del Gabinete Técnico de la Secretaría de Estado de Universidades e Investigación (1982-1985); director general de Enseñanza Universitaria (1985-1986); secretario general de Educación (1986-1988), y secretario de Estado de Educación (1988-1992).

El 23 de junio de 1992 recibió la cartera de Educación y Ciencia y, además de promover la Ley de Reforma Universitaria (LRU), se dedicó con ahínco a que la Logse fuera una realidad en las aulas.

La Logse reordenaba las etapas educativas y potenciaba la Formación Profesional, pero también extendía la educación obligatoria y gratuita hasta los 16 años (antes la edad mínima legal de incorporación al trabajo eran los 14 años).

España ha tenido desde 1970 hasta ahora siete leyes educativas, pero, según sostenía no hace mucho Rubalcaba, la Logse fue fundamental para España.

Hace dos años, en un acto sobre "Educación y Libertad de enseñanza en el siglo XXI: retos y desafíos", organizado por la Fundación Independiente, aseguró que solo había habido "dos leyes y media", en referencia a la Ley General de Educación (1970), la Logse (1990) y la Lomce aprobada en 2013.

En dicho acto negó algunos tópicos que se dicen sobre la educación como que "el sistema educativo es malo" o que "los alumnos de hoy no saben nada".

A Rubalcaba también se le debe la idea, después abanderada por otras formaciones políticas, de un MIR para la selección de los docentes a semejanza del existente para los médicos.

"Todos en la comunidad Complutense lamentamos profundamente el fallecimiento del Profesor Alfredo Pérez Rubalcaba", ha tuiteado el rector de la UCM, Joaquín Goyache.

Este político de raza dejará seguro un vacío muy grande en muchos sitios, pero en especial entre sus alumnos que le esperaban como cualquier semana, en su clase de Química. EFE


Todos los vídeos de Semana Santa 2016