jueves, 22 agosto 2019
20:13
, última actualización

Cinco hábitos saludables para reducir nuestro impacto sobre el planeta

Especialistas en artículos ecológicos y asesoramiento nos da cinco claves para reducir la huella ecológica en el hogar

31 jul 2019 / 15:33 h - Actualizado: 31 jul 2019 / 15:52 h.
  • Imagen de un horno solar. / El Correo
    Imagen de un horno solar. / El Correo

«No son necesarias grandes revoluciones para reducir el impacto sobre el medio ambiente..., es preferible adoptar pequeños gestos diarios», según el especialista Federico Olarte, quien ha explicado a Efe cinco hábitos sostenibles para reducir la huella ecológica en el hogar y así el impacto sobre el planeta.

Olarte y Sara Espinosa forman el tándem responsable de la iniciativa sevillana Ecovidasolar, que combina un negocio de productos y artículos ecológicos con el asesoramiento para «dar el paso hacia un estilo de vida ecosostenible» e impulsar así una existencia «moderna, alternativa y respetuosa con uno mismo y con el medioambiente».

Esta empresa emergente «arrancó en 2014 con apenas cinco euros y hoy manejamos más de 5.000 referencias sostenibles», ha precisado.

«Son muchos los hábitos que podemos adoptar en nuestro día a día para reducir nuestro impacto sobre el planeta», mejorando la huella ecológica y la del entorno y minimizando el uso de recursos.

Entre ellos figuran estos cinco:

1.- Cocinar al sol.

Un horno solar «se puede usar siempre que no esté nublado» alcanzando temperaturas de hasta 300 grados y, además de no generar residuos, «contrarresta el gasto energético», que en España asciende a «3600 kW/año, el equivalente a emitir 1,2 toneladas de CO2».

Además del ahorro energético, el sabor de los alimentos «es mucho mas intenso y natural» y se puede cocinar «lo mismo que en un horno convencional».

2.- Usar placas solares.

«España cuenta con una gran ventaja en cuanto a horas de sol/año que justifican la inversión» de una instalación solar doméstica pero la legislación vigente «todavía no es muy favorable», lamenta Olarte.

Por ello, se ha sumado a la demanda de un modelo energético «que facilite a los ciudadanos el acceso a las energías alternativas» ya que una instalación solar en casa «permite reducir la dependencia energética, reduce la emisión de contaminantes y sirve para calentar el agua en invierno de forma sostenible».

3.- Convertir basura orgánica en abono.

Cada español produjo una media de 471 kilogramos de basura orgánica en 2016, según datos del INE, pero este especialista afirma que este residuo -que supone el 40 % de los desperdicios domésticos- es precisamente «el más fácil de tratar en casa y con el que más nos podemos comprometer».

Para ello se emplea una compostera, una suerte de «cubo de basura» que descompone la materia orgánica para transformarla en compost «o abono para el huerto» en aproximadamente dos semanas.

De esta manera «damos valor añadido a lo que en principio es basura pero puede reutilizarse con facilidad para cultivar lechugas y zanahorias con tus restos de comida».

4.- Controlar el consumo y calidad del agua.

Colocar «un filtro de agua para eliminar impurezas, cloro y demás partículas permite disfrutar de un agua de mayor calidad» y de paso economizar un recurso escaso.

Al situar estos utensilios «en la ducha o en el fregadero» se consigue un ahorro de hasta un 30 % en el consumo habitual «manteniendo la presión».

5.- Reutilizar las aguas grises.

En una instalación sanitaria clásica, las aguas grises -procedentes del fregadero, ducha y lavadora- y las negras «van por la misma arqueta», pero «al separar ambos caudales es posible reutilizar las primeras, ya que «al estar menos contaminadas pueden ser recicladas para regar, volver a lavar ropa o rellenar la cisterna del inodoro».

Con la excusa de cualquier reforma doméstica, se puede acometer «de forma paralela y sencilla a la instalación de la comunidad de vecinos y puede incluso motivar un cambio en la vecindad».

Olarte y Espinosa explican que «cualquier pequeño acto que ayude a mejorar nuestra vida siempre es positivo», con el deseo de hacer «un planeta un poquito mejor».


Todos los vídeos de Semana Santa 2016