viernes, 21 septiembre 2018
08:58
, última actualización

¿Cómo reclamo un timo en los alquileres vacacionales?

Están desplegados por toda la costa española y su objetivo es estafar al turista, arruinarle sus vacaciones a través de un alquiler ficticio que suele usar Internet como plataforma

28 jun 2018 / 17:37 h - Actualizado: 28 jun 2018 / 17:42 h.
  • ¿Cómo reclamo un timo en los alquileres vacacionales?

Cada vez son más frecuentes las estafas en los alquileres vacacionales de pisos turísticos. Con especial incidencia en Valencia y la Costa Brava, la Policía Nacional ha alertado en el último mes sobre situaciones en las que un turista alquila una vivienda para alquiler vacacional que llegado el momento no se corresponde con lo acordado o ni siquiera existe.

Los especialistas de Easyoffer ofrecen una serie de consejos jurídicos para ayudar al viajero a no ser estafado y llegado el caso, a actuar legalmente. En primer lugar, hay que conocer a qué posibles engaños se enfrenta la persona que quiere reservar su alojamiento. Las estafas más frecuentes, sobre todo para aquellos que alquilan por un periodo inferior a un mes son que el inmueble objeto de alquiler no exista, según Valero Bufete Abogados, colaboradores de Easyoffer. De igual modo, puede suceder que la vivienda tenga menos habitaciones de las publicitadas, o carezca de algún elemento que sí decían incluir, como la cocina. Este tipo de prácticas suelen ser concurrentes, desafortunadamente cada vez en mayor medida.

¿Cómo detectar que estamos ante un posible engaño?

Que el pago sea obligadamente por adelantado al 100% y se haga fuera de plataformas de alquileres vacacionales de confianza, que la vivienda ofrezca unas características notables a precio por debajo del mercado o no encontrar dicha vivienda publicitada en más de una fuente suelen ser señales claras de estamos ante una estafa. Para anticiparse a los posibles engaños, los especialistas de Easyoffer recomiendan cotejar en el Registro de Turismo de la correspondiente comunidad autónoma donde tengan pensado pasar sus vacaciones para comprobar los inmuebles donde se ejerce esta actividad de forma legal. A algunos de ellos, como el de Cataluña, se puede acceder por Internet. También es recomendable, que, antes de alquilar, se comprueben las reseñas de anteriores inquilinos, pues en la mayoría de los casos, nos pueden ofrecer una visión real del lugar que deseamos alquilar, por personas que se han hospedado anteriormente.

¿Cómo reclamar un timo?

Si estos consejos llegan tarde porque ya se ha sido víctima de un fraude con la vivienda vacacional alquilada es hora de actuar de manera legal. Las casuísticas que se pueden dar son interminables, y la actuación a seguir dependerá en buena medida del agravio causado y del importe del mismo. Por señalar unos ejemplos, es distinto el hecho de que el apartamento no exista a que la piscina esté en obras o que una habitación vendida como tal realmente sea un trastero, o que dentro de la casa haya animales. Entre otras muchas posibilidades.

En cualquier caso, el primer paso que hay que dar es denunciar ante la Policía el engaño sufrido. No es imprescindible para poder reclamar una indemnización, pero con ello se deja constancia ante las autoridades y gana más fuerza ante una futura negociación.

El ocupar o no el inmueble dependerá del tipo de agravio sufrido. Si se disfrutan allí las vacaciones, las posibilidades de que prosperen las futuras reclamaciones se verán reducidas, por lo que dependerá de la decisión del propio huésped. En el caso de que el agravio sea menor (por ejemplo, que se prometan dos piscinas y una esté cerrada) tendrá que valorar el afectado qué hacer. Si se trata de deficiencias graves, como que la casa sea inhabitable, ahí sí es imprescindible no ocuparla para poder alegar después.

Para reclamar posteriormente este engaño se aconseja en primer lugar contactar con un abogado que pueda analizar el caso concreto. Algunos de los objetivos son la devolución del importe abonado -en los casos en los cuales se contrate la vivienda completa y luego ese espacio se vea limitado por el arrendador- y la indemnización de los perjurios causados - si se ha alquilado otro sitio a última hora, si el viaje es con menores, si alguno de los ocupantes tiene una enfermedad- , explican los especialistas de Valero Bufete Abogados quienes detallan que “dependiendo de la cuantía a reclamar, si no funciona la conciliación o no responde el propietario, se acude a la vía judicial”.

Es necesario aportar pruebas documentales, como pueden ser conversaciones mantenidas por escrito y capturas del anuncio. “Si se ha realizado la reserva por teléfono y no hay reflejo documental, tenemos un problema”, alertan los especialistas de Easyoffer. Recomendamos, ante cualquier duda sobre las características de la vivienda o las condiciones, contactar con el servicio y consultar siempre por escrito, por ejemplo, por correo electrónico. Las palabras por teléfono se las lleva el viento y de cara a una futura reclamación no sirven como prueba.

Es recomendable reclamar en primera instancia al propietario e intentar que devuelva el dinero de forma amistosa, reservando la vía judicial para aquellos casos en que no se llegue a un acuerdo. La gran mayoría de casos se resuelve por la vía de la negociación. Se busca un acto de conciliación extrajudicial donde se hace el cómputo de todo lo que ha podido perjudicar al cliente y los abogados se ponen en contacto con el propietario. No obstante, el procedimiento en los juzgados es más lento y costoso, por lo que hay que analizar previamente el caso para estudiar si compensa o no iniciar este camino. Una tercera posibilidad es acudir a la justicia por la vía penal, algo que se reserva para casos muy concretos, como que el inmueble alquilado no exista, o para alquileres de lujo donde hay cuantías económicas muy elevadas en las que también se incluyen reservas de yates o vehículos de alta gama.


Versión impresa y hemeroteca de El Correo
  • 1
Entrevistas - Personajes por Andalucía
Todos los vídeos de Semana Santa 2016