martes, 19 marzo 2019
18:01
, última actualización
Deportes

'A ninguno nos corre prisa'

Acabó octubre y la mayoría de las acciones del Betis continúa oficialmente en poder de Manuel Ruiz de Lopera. Según la radio del club, el consejero delegado se reunió ayer por la tarde con los componentes de Betis Sport, pero no trascendió nada más. "Seguimos avanzando", dijo Lopera. Foto: J.M.Cabello.

el 15 sep 2009 / 17:43 h.

Acabó octubre y la mayoría de las acciones del Betis continúa oficialmente en poder de Manuel Ruiz de Lopera. Según la radio del club, el consejero delegado se reunió ayer por la tarde con los componentes de Betis Sport, pero no trascendió nada más. "Seguimos avanzando", dijo Lopera por la mañana.

El 4 de octubre, cuando el ex vicepresidente Ángel Martín anunció que Betis Sport tenía una opción de compra por el paquete accionarial de Farusa, se añadió desde el club verdiblanco que la negociación quedaría cerrada a finales de mes. Eso, el último día del mes, ocurrió ayer, pero lo otro, el final de la negociación, no. Ya lo dejó entrever el propio Manuel Ruiz de Lopera por la mañana, cuando dijo en la puerta de su casa: "Seguimos avanzando. Estamos avanzando con muchos documentos". Y la radio del club lo ratificó dos horas después: "Es inminente. Si no es hoy, será mañana. Y si no es mañana, será el lunes", advirtió.

Sea cuando sea, si es que acaba siendo alguna vez, los mismos medios oficiales del Betis desvelaron ya por la tarde que a las cinco y media había empezado una reunión entre Lopera, los miembros de Betis Sport y Farusa para amarrar los últimos detalles del acuerdo, en concreto los relativos a los avales de ambas partes. Incluso revelaron que estaban implicados dos bancos, uno español y otro extranjero, pero al mismo tiempo dieron un dato que invita a dudar de que el traspaso de poderes esté próximo, porque transcribieron así lo que decían desde la reunión: "A ninguno nos corre prisa, no tenemos ninguna cláusula indemnizatoria si no lo hacemos hoy".

A todo esto, el cónclave fue anunciado sin que se dieran detalles de dónde se estaba celebrando. Según otras fuentes, Lopera estaba a esa hora en su despacho de la calle Jabugo, donde además no fue visto ninguno de los cuatro miembros de Betis Sport a lo largo de toda la tarde.

Déficit superior a 10 millones. Los canales oficiales del club, en todo caso, aseguraron que el consenso entre el comprador y el vendedor es total y que no hay ningún problema con las cuentas y las posibles deudas. Aprovechando la coyuntura, la radio se refirió a los números que se presentarán en la junta de accionistas del 1 de diciembre. Como revelación más notable, hasta el Betis reconoce que el ejercicio 2007-08 terminará con un déficit de algo más de diez millones. La operación es sencilla: el club asegura que habría un superávit de entre 7 y 9 millones si se incluyesen dos grandes ingresos que no están consignados porque se produjeron después del 30 de junio, los 10 millones de un anticipo del contrato televisivo y los 10 millones que el Al Jazira pagó por Sobis, así que sólo hay que restar esos 20 millones a los 7 ó 9 millones anteriores; el resultado, un déficit que oscilará entre 11 y 13 millones de euros.

La emisora del Betis también admitió que Encadesa tiene un pago pendiente de 10 millones al Betis cuya liquidación está prevista para antes del 10 de noviembre. Y como forma de replicar a tantos números adversos, el club recordó que dispone de unos activos cobrables de 50 millones (sin incluir a los futbolistas).

  • 1