Local

“A veces necesitas a alguien que te dé otra visión de cómo dirigir la empresa”

Daniel Lara Sánchez es socio fundador y gerente de Incoma S.L., una empresa dedicada al sector de la ingeniería, la consultoría y el medio ambiente.

el 26 oct 2013 / 23:08 h.

TAGS:

Daniel Lara. Daniel Lara. Daniel Lara (Algeciras, 1983) no le tuvo miedo a la crisis y en pleno 2008, cuando el país comenzaba a andar por un incierto túnel para la economía, decidió poner en marcha Incoma S.L., una empresa dedicada al sector de la ingeniería, la consultoría y el medio ambiente. Desde que comenzara su andadura, el crecimiento ha sido continuo, lo que le ha permitido multiplicar el número de trabajadores y de clientes y lanzarse a un plan de expansión muy ambicioso para atender las necesidades de empresas y autónomos de todo el país. –Asegura que su empresa genera empleo y eso que nació en plena crisis económica. ¿Dónde está el milagro? –Iniciamos la actividad en 2008 con tres actividades: consultoría, ingeniería y medio ambiente. Empezamos cinco personas dando servicio sobre todo a empresas del sector eléctrico, como Endesa, E.On, Iberdrola o REE. Procedíamos de empresas que trabajaban para ellas y decidimos montarnos por nuestra cuenta. Abrimos la sede en Sevilla y delegación en Algeciras. Actualmente le hemos dado un impulso al negocio con la segmentación en varias divisiones, con medios e infraestructuras diferentes, lo que nos permite dar un servicio más personalizado al cliente. Así, dentro del grupo que hemos constituido en los últimos tiempos, podemos encontrar Incoma Ingeniería, Incoma Consultoría e Incoma Medioambiental. Gracias a esta expansión ahora somos 18. –¿Seguirá con la expansión? –Aparte de las oficinas comerciales en Sevilla y Algeciras, hemos abierto otra en Huelva y antes de final de año tenemos previsto llegar a la zona del Levante –alrededores de Valencia– y Baleares. La idea es ir evolucionando hasta tener personal propio, aunque por ahora controlaremos desde la sede central de Sevilla. Para finales de 2014 o principios de 2015 prevemos abrir en Madrid. En estos momentos damos cobertura a nivel nacional, ya que trabajamos con multinacionales en proyectos, pero queremos tener allí infraestructura. –¿Qué es lo que ofrece Incoma exactamente a sus clientes? –Hacemos desde implantación de sistemas de gestión, calidad y medio ambiente, protección de datos, diseño gráfico y web, social media, estudios de mercado... La idea es dar cobertura al empresario en cualquier punto clave de su empresa, como los recursos humanos, marketing o estrategias. Con la división dentro de la compañía conseguimos además que el cliente tenga un interlocutor muy especializado en lo que demanda. –¿Pensaba que la crisis le iba a afectar más o que era una oportunidad ante el cierre de ciertos departamentos dentro de las compañías para ajustar costes? –Es un poco de todo. Hay muchas cosas que antes se hacían directamente con personal propio, como la selección de personal o la protección de datos o sistemas de gestión. En muchos casos se han eliminado por ahorro de costes, pero también nos encontramos con empresas que no tienen el conocimiento adecuado para realizar diversas tareas. Aunque seamos una consultora, trabajamos con otras que quieren tener otro punto de vista. Muchas veces se necesita a alguien que te dé otra visión de cómo dirigir tu empresa para obtener resultados. –Es decir, que la crisis en su caso no es una oportunidad. –Todo el mundo persigue sobrevivir y un porcentaje muy alto busca la optimización de las infraestructuras, también las humanas. Nosotros intentamos diseñarles planes para ello pero sin que haya un recorte de personal. La idea es que la empresa sea más productiva y que se adapte a un mercado muy competitivo que está en continuo cambio. Hay que renovarse de manera continua. –De hecho, si comenzó con las eléctricas, estas han sufrido un gran recorte en las renovables. –Hemos acometido desde la división de ingeniería de la empresa varios proyectos que se han ido finalizando. Pero al cortarse el grifo del Gobierno a este tipo de instalaciones ya no hay. De ahí la importancia de diversificar y de focalizarnos a lo que más se demanda. –Hablando de la demanda. ¿Qué es lo que más le solicitan sus clientes? –Los certificados de eficiencia energética y la apertura de nuevos negocios. Hay muchas pymes y autónomos quieren montar el suyo propio ante la falta de trabajo y necesitan consejo a la hora de llevarlo a cabo. También nos contratan para el mantenimiento de infraestructuras para la conservación de activos. –¿Encontró algún apoyo financiero a la hora de montar la empresa? –La financiación fue propia. Estamos muy saneados desde el principio y no tenemos ningún tipo de apalancamiento. Con los beneficios que obtenemos seguimos reinvirtiendo en el plan de expansión. –¿Hay mucha competencia en su sector? –Creemos que no existe ninguna empresa que dé toda la cobertura que damos nosotros, ya que ofrecemos al cliente desde el plan de negocio y la licencia de apertura, hasta la búsqueda de instalaciones y su adecuación, además de un seguimiento continuo sobre la empresa. Cogemos a un emprendedor y lo acompañamos en toda la vida de su proyecto. –¿Cómo pueden afrontar personas en desempleo o emprendedores el pago de este tipo de servicios? –Nuestra infraestructura, al ser una sola empresa la que aborda todos los asuntos necesarios para poner en marcha un negocio, nos permite ahorrar muchos costes. Queremos ser muy accesibles y mensualmente testeamos los precios de la competencia para poder optimizar nuestra tarifas y dar siempre el mejor servicio al mejor coste posible. Que el cliente no tenga que acudir a 14 empresas para abrir un negocio es una ventaja competitiva.

  • 1