martes, 23 abril 2019
02:25
, última actualización
Economía

Abengoa construye dos instalaciones solares en Estados Unidos

Abengoa Solar está construyendo dos instalaciones industriales en los estados norteamericanos de Arizona y de Nueva York, en las que aplicará la tecnología cilindro-parabólica a gran escala.

el 15 sep 2009 / 22:24 h.

Abengoa Solar está construyendo dos instalaciones industriales en los estados norteamericanos de Arizona y de Nueva York, en las que aplicará la tecnología cilindro-parabólica a gran escala y que evitarán la emisión de 75 y 130 toneladas de dióxido de carbono (CO2) a la atmósfera, respectivamente.

En una nota, la filial de Abengoa indicó que en la nueva planta de Arizona, el vapor producido se utiliza para depurar agua contaminada; mientras que en la de Nueva York, servirá para climatizar y deshumidificar las instalaciones de una fábrica de pianos.

Estos dos proyectos se suman al que Abengoa Solar puso en marcha en 2008 y que suponía la mayor planta de producción de calor industrial del mundo. Situada en California, esta planta produce vapor que es utilizado por la mayor empresa manipulación de alimentos para freír patatas y otros aperitivos.

La instalación industrial de Arizona está situada en Tuba City, en la reserva india de Navajo, dentro de las instalaciones que opera el Departamento de Energía de Estados Unidos (DOE). Esta planta, que entró en funcionamiento en enero 2009, produce calor adicional que es utilizado para depurar el agua contaminada por una antigua planta procesadora de uranio, y que sustituye a la electricidad proveniente de carbón.

Además, la planta servirá para conocer mejor la operación de las instalaciones solares industriales y las distintas aplicaciones de las energías renovables en zonas aisladas.

La otra instalación solar industrial se está construyendo en la ciudad de Long Island, en el Estado de Nueva York, para la empresa 'Steinway and Sons', fabricante de pianos. El proyecto será el primero en Estados Unidos que integre los colectores cilindro-parabólicos con una máquina de absorción de dos fases.

La máquina, de 90 toneladas, controlará los temperatura y la humedad en la zona de fabricación, reduciendo así el deterioro de los valiosos componentes de madera utilizados en los pianos. El calor sobrante se utilizará como calefacción y para producir vapor.

  • 1