miércoles, 20 marzo 2019
19:58
, última actualización
Local

Abortan el despegue de un avión con 300 pasajeros

Un avión con unos 300 pasajeros, que cubría el trayecto Barcelona-Málaga-Montreal, no pudo despegar el viernes del aeropuerto de El Prat, después de que una avería del sistema hidráulico dejara inoperativa la nave cuando ya estaba en cabecera de pista, por lo que fue remolcada a la terminal.

el 15 sep 2009 / 12:08 h.

TAGS:

Un avión con unos 300 pasajeros, que cubría el trayecto Barcelona-Málaga-Montreal, no pudo despegar el viernes del aeropuerto de El Prat, después de que una avería del sistema hidráulico dejara inoperativa la nave cuando ya estaba en cabecera de pista, por lo que tuvo que ser remolcada a la terminal.

Fuentes del aeropuerto barcelonés han informado a Efe de que el avión, un Airbus 330-300 de la compañía canadiense Air Transat, que tenía que haber salido a las 12:35 horas del viernes, no pudo despegar por una cuestión técnica y finalmente lo ha hecho hoy sobre las 15:00 horas.

Uno de los pasajeros, que ha preferido mantener el anonimato para evitar cualquier "represalia" de la compañía, ha informado a Efe de que el incidente se produjo cuando estaban ya embarcados y a la espera de despegar, en la cabecera de pista, momento en el que, ha explicado, se pararon los motores del avión.

La tripulación les informó -explica el mismo pasajero- de que habían tenido un problema con el sistema hidráulico y que el avión no sólo no podría despegar, sino que al detenerse los motores tendrían que ser remolcados hasta la terminal, una operación que se demoró más de una hora.

Al pasaje, unas 300 personas -el avión tiene capacidad para 340 plazas e iba casi lleno, señalan las mismas fuentes- se le dejó temporalmente en la zona de tránsito, pero antes pudieron ver que de una parte del motor del avión caía un líquido similar a aceite.

Aunque, desde la compañía se les dijo en un primer momento que una vez solventada la avería el avión partiría ese mismo día, más tarde se comunicó al pasaje que el problema era más serio de lo esperado, y que era necesario esperar una pieza desde Alemania, por lo que se les devolvió las maletas y se les remitió a varios hoteles, para que pasaran la noche, a la espera de poder salir ayer sábado.

"Han tenido suerte de que la mayor parte de los viajeros eran de nacionalidad canadiense que son muy pacíficos y tienen un gran sentido de la resignación, que si llegamos a ser todos españoles, aquí se monta un cisco", ha explicado a Efe el pasajero.

Finalmente y aunque internet anunciaba la salida del vuelo a las 11:00 horas, y la compañía les ha informado de que sería a las 12:30, el avión despegó sobre las 15:00 horas, se ha quejado este pasajero que llevaba desde primera hora de la mañana en el Aeropuerto para poder embarcar.

  • 1