martes, 19 febrero 2019
19:26
, última actualización
Local

Absuelto un notario de violar a una prostituta, que pidió 31.184 euros por daños

el 13 jun 2010 / 11:05 h.

TAGS:

La Audiencia de Sevilla ha absuelto a un notario juzgado por violar a una prostituta en su habitación de un céntrico hotel de Sevilla, en un caso en el que la denunciante reclamó 31.184 euros de indemnización por unas lesiones que le incapacitaron temporalmente para el ejercicio de su trabajo.


La sentencia, a la que ha tenido acceso Efe, reconoce que el notario llevó en la madrugada del 18 de octubre de 2008 a su habitación de un hotel de lujo a una prostituta con la que había contactado poco antes en un club, si bien no considera demostrada la agresión sexual ni las lesiones con deformidad que alegó la acusación por dos cortes en el abdomen que la mujer sufrió con una botella o vaso roto.

En el transcurso de la madrugada, la recepción del hotel recibió una llamada de la habitación en la que una mujer pedía ayuda porque "la estaban pegando", por lo que el mozo de equipajes subió, se encontró la puerta abierta de par en par, a la mujer sangrando por el abdomen y al hombre saliendo del baño desnudo y con una toalla en la cintura.

La absolución se basa en que la prostituta, de nacionalidad brasileña, ha regresado a su país, por lo que no acudió al juicio en la Audiencia sevillana para ratificar su acusación.

El acusado, por su parte, ha manifestado desde el primer momento que lo único ocurrido fue una disputa porque la mujer, después de mantener relaciones sexuales y al enterarse de que era notario, le pidió más dinero con la amenaza de "montar un escándalo" y se autolesionó con un vaso roto.

Según la sentencia, la versión de la denunciante "choca" porque el mozo de equipajes dijo que se encontró la puerta abierta de par en par y al notario saliendo del baño semidesnudo, por lo que la mujer "hubiera podido fácilmente salir de la habitación" y, en cambio, permaneció en su interior en una actitud que no es la que "cabe esperar de quien poco antes ha llamado pidiendo ayuda".

Dicen los jueces que se enteraron el mismo día del juicio de que la mujer había decidido retirar las acciones penales y reservarse las civiles, tras ausentarse voluntariamente de España, en una "sorprendente y original situación procesal" más aún si se tienen en cuenta "sus exageradas pretensiones" de indemnización.

La prostituta dijo que, como consecuencia de los cortes en el abdomen, había sufrido una incapacidad temporal para el ejercicio de su trabajo y reclamó por ello 31.184 euros de indemnización.

El notario, que en ocasiones anteriores había llevado prostitutas al mismo hotel, se ha visto libre así de los dos años de cárcel que pidió el fiscal por delitos de agresión sexual y lesiones, a los que la denunciante añadió otro delito de amenazas y una falta de injurias.

  • 1