lunes, 17 diciembre 2018
10:08
, última actualización

Al lío con el palmito

El grupo municipal de IU denuncia al Ayuntamiento de Burguillos ante la Delegación de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía por el arranque de palmito en el parque de La Madroña.

El grupo municipal de IU ha denunciado al Ayuntamiento de Burguillos ante el servicio de gestión del medio natural de la Delegación Territorial de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía por el «arranque indiscriminado» de palmitos en el parque periurbano de La Madroña. A su juicio, el consistorio ha incurrido en hechos «constitutivos de sanción por atentar contra la flora y el medio natural del parque» al realizar una limpieza desmedida de especies naturales, para lo que no saben si se contaba con la preceptiva licencia, ya que el alcalde «niega sistemáticamente» facilitar documentación alguna. David González, coordinador local, relata que «bastó con dar una vuelta tras las pasadas lluvias para ver el efecto negativo de las actuaciones llevadas a cabo, habiéndose producido una erosión importante del suelo ante la falta de vegetación. Lo que antes era un espacio natural en el que se podía pasear incluso con lluvia, ahora se convierte en un barrizal». Admiten que conocen la autorización para el arranque por comentarios del alcalde a través de las redes sociales, aunque no han podido ver el documento. «Es por ello que solicitamos explicaciones a la administración competente, con objeto de que verifique in situ lo realizado», a la vez que denuncian que es una actuación «poco apropiada». Fuentes municipales señalan que se han venido realizando tareas de limpieza en el parque La Madroña desde el pasado mes de agosto, interrumpidas durante la pasada romería y continuadas actualmente. Estas tareas se han centrado principalmente en el arranque de palmitos sobre todo de las zonas de ocio y de otros sectores donde su superpoblación estaba impidiendo el crecimiento y desarrollo de otras plantas, como las encinas. El alcalde de la localidad, Domingo Delgado, insiste en que no ha facilitado la información porque en ningún momento se le ha requerido. «Tenemos toda la documentación, con un permiso con validez de un año para el arranque de palmitos. Se ha hecho mucho, todo con supervisión de técnicos de medio ambiente, y aún quedan decenas de hectáreas de esta especie», explica el primer edil. «La intención con esta actuación no era otra que poner a punto el parque para la romería y permitir que los burguilleros puedan seguir disfrutando de las zonas de recreo, en las que los merenderos se encontraban inutilizados por la invasión de palmitos». Delgado va más allá cuando asegura que aunque no ve delito en la actuación de IU, va a «poner este hecho en conocimiento de los servicios jurídicos municipales y ver la posibilidad de tomar medidas». En similares términos se manifiesta González al asegurar que «si las explicaciones de la administración andaluza no nos convencen, llevaremos el caso a una instancia superior, pues entendemos que se ha cometido un atentado contra la flora y la fauna, en un ecosistema muy frágil y amenazado».

  • 1