Local

Alcentro ofrece abogado a todos los afectados

el 01 dic 2012 / 11:13 h.

TAGS:

La asociación de comerciantes Alcentro ofrecerá gratis su servicio jurídico a todos los afectados por la oleada de grafitis con ácido que se produjo en Sevilla el mes pasado, ya que pretende unificar la acusación para que al autor se le atribuyan todos los daños que haya causado en la ciudad. Por el momento se conocen más de 40 casos, todos en el centro de la ciudad, pero no puede descartarse que existan otros.

El autor está identificado y existe una orden de busca y captura internacional, según ha informado Alcentro, pero no ha podido ser detenido porque se marchó de Sevilla cuando todavía se estaba tramitando la denuncia. La firma, muy característica, incluye un 38 y el nombre Shaku, y ha afectado a tiendas como la librería Rayuela o las dos zapaterías de Paco Rodríguez, donde se ha añadido la expresión "french touch", quizá en alusión a la nacionalidad del autor. Según indicó la Policía Local a los comerciantes, se trata de un joven francés que cursaba una beca erasmus en Sevilla.

"Hemos decidido ofrecer este servicio gratuito a todos los afectados porque los grafiteros tienen que saber que estos destrozos no se quedan impunes", explicaba ayer Enrique Arias, presidente de Alcentro. La entidad recuerda que cada cierto tiempo hay "oleadas" de grafitis y que, si bien los autores pueden pensar que quedarán impunes, los comerciantes han decidido "perseguirlos hasta el final para que paguen por unos daños que son elevados, y que el seguro normalmente no asume".

Al ser un ácido corrosivo, es imposible limpiar el dibujo de los cristales, y la única solución es sustituir el escaparate, con un coste mínimo de 1.000 euros. En algunos casos, como en Novias Cira, de la plaza del Pan, el coste será de 2.400 euros. "En este caso, al ser un ciudadano de la Unión Europea, nos va a costar más encontrarlo si ha salido de España, pero no vamos a parar hasta que demos con él", insistió Arias.

Alcentro envió ayer un comunicado en el que recuerda que perseguirá la grafitero por vía penal aplicando el artículo 263.2 del Código Penal, que considera una agravante del delito de daños el uso de sustancias peligrosas para la salud, como es el ácido empleado, y prevé penas de uno a tres años de cárcel y multa de 12 a 24 meses, además de considerar al autor responsable civil de los daños.

  • 1