martes, 11 diciembre 2018
15:07
, última actualización

Alonso comparecerá en el Parlamento por el fraude de formación a las puertas de la campaña

La mayoría de votos de PP e IU obliga al Gobierno andaluz a dar explicaciones por la corrupción en los cursos de parados en pleno proceso electoral. El número dos del PSOE-A, Juan Cornejo, reprocha a su exsocio que "rescate la pinza con el PP".

el 23 feb 2015 / 13:09 h.

luciano-alonso El consejero de Educación, Luciano Alonso, tendrá que comparecer en el Parlamento la semana que viene para dar explicaciones en nombre del Gobierno andaluz sobre el fraude de ayudas para cursos de formación a parados, después de que la segunda fase de la operación Edu se saldara hace una semana con docenas de detenidos en varias provincias andaluzas. La macrooperación de la Guardia Civil hizo que PP e IU solicitaran por separado que la presidenta Susana Díaz acudiera a dar explicaciones ante la Diputación Permanente, órgano que vela por los poderes del Parlamento en periodos inhábiles. La coalición de izquierdas, antiguo socio de Gobierno del PSOE-A, admitió que en su nombre pudiera acudir otro miembro del Ejecutivo, como el consejero Alonso, que es quien daba cuenta mensualmente en la Cámara de la investigación interna del fraude de la formación hasta que se convocaron elecciones. La comparecencia de un miembro del Ejecutivo andaluz para explicar un caso de corrupción que acecha a anteriores gobiernos socialistas se producirá a pocos días del inicio de la campaña de las elecciones del 22 de marzo. El Parlamento andaluz está disuelto desde que la presidenta Susana Díaz anunció la convocatoria de elecciones anticipadas, de modo que el letrado de la Cámara autonómica ultimaba un informe para determinar si el reglamento permitía convocar la Diputación Permanente para el caso concreto que solicitaban PP e IU. El número dos del PSOE-A, Juan Cornejo, ha avanzado este lunes que la Junta le ha transmitido "su disposición a cumplir con el reglamento de la Cámara" [el informe del letrado mayor no es vinculante] y ha dejado entrever que finalmente será Alonso quien comparezca para dar explicaciones. Cornejo ha sido muy duro con la actitud de IU, socio de Gobierno de los socialistas hasta hace poco, por haber promovido esta iniciativa a las puertas de la campaña electoral. "IU ha tenido tres años para plantear esto y hasta ahora le parecía bien como lo hacíamos, es más, vendían como un logro suyo que el consejero de Educación compareciera mensualmente", dice. El secretario de Organización del PSOE-A entiende la petición de su exsocio como una estratagema electoralista, y le pide "que deje de obsesionarse con la presidenta", y que "se dé cuenta de por donde se van sus votos y apoyos [en referencia a Podemos] y se ponga a atajar esa sangría". Cornejo ha afeado al partido que dirige Antonio Maíllo que "rescate la pinza con el PP". "Esto hizo mucho daño a IU en el pasado", advierte. Sanz, el poli malo. Por otro lado, el número dos de los socialistas andaluces ha sido muy duro con el nombramiento, esta mañana, de Antonio Sanz como nuevo delegado del Gobierno en Andalucía. Sanz ha tenido que dejar su puesto como director de campaña electoral del líder del PP-A, Juan Manuel Moreno, y abandonar la lista del PP por Cádiz, que encabezaba. En el primer puesto ha estado 20 días, y en el segundo 10. Cornejo interpreta su nombramiento como una "huida" a un cargo institucional, "porque sabe que Moreno va a perder", y atribuye su nombramiento a la tutela de Javier Arenas, expresidente del PP-A. Sanz será el responsable ahora de coordinar a los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado en Andalucía, y Cornejo ha admitido que le "da miedo". "Sanz nunca ha sido un gestor, siempre ha estado en lo orgánico, siempre era el poli malo", ha dicho el número dos de los socialistas, poniendo como ejemplo de su "preocupación" que tendrá que "dar instrucciones" a la Policía cuando se organice una manifestación en algún punto de Andalucía. Por su parte, la presidenta de la Junta, Susana Díaz, ha deseado este lunes que  el presidenta del Gobierno, Mariano Rajoy, "no utilice a Andalucía,  como últimamente se ha utilizado en el Congreso de los Diputados,  para arañar un puñado de votos a costa de manchar la imagen de una  tierra como ésta". "Espero que se hable de los problemas de los andaluces y no se  utilice Andalucía, como últimamente se ha utilizado en el Congreso de  los Diputados, para arañar un puñado de votos a costa de manchar la  imagen de una tierra como ésta", ha sentenciado la presidenta de la  Junta, quien ha deseado que Rajoy "esté a la altura de este pueblo  como Andalucía lo ha estado a la altura de España".  

  • 1