jueves, 13 diciembre 2018
09:37
, última actualización
Deportes

Álvaro Valera: "Mi limitación me inspira a superarme todos los días"

El deportista sevillano atendió a El Decano Deportivo desde China, donde logró hace dos días el título de campeón del mundo de tenis de mesa paralímpico.

el 12 sep 2014 / 11:04 h.

alvaro valera palista tenis mesa paralimpico - efe_opt Álvaro Valera, durante un encuentro internacional. Foto: EFE. Acaba de obtener el título de campeón del mundo para discapacitados en Pekín. Uno más en su numerosa colección. El palista sevillano Álvaro Valera, forjado en el CTM San José (La Rinconada), es un inconformista nato, un ganador incansable que ya espera ansioso los próximos Juegos de Río para lograr el oro. ¿Cuáles son sus sensaciones después de ganar el campeonato? La verdad es que las sensaciones son inmejorables. Ha sido un éxito muy importante para mí, sobre todo teniendo en cuenta que las dos últimas finales que había disputado (Juegos Olímpicos de Londres y Europeo de 2013) no cayeron de mi lado. Tenía esa espina clavada, así que estoy muy contento porque quedar campeón del mundo es algo único y especial. ¿Cuál ha sido el título que más ha disfrutado en su carrera? Sin duda, el oro olímpico en Sidney 2000, ya que ha sido único que ha logrado el tenis de mesa español en toda su historia. ¿Cuántos años más se ve jugando en la élite? Si mi cuerpo me lo permite, me gustaría llegar a los Juegos Olímpicos de Tokio en 2020. ¿Cómo se supera uno a nivel deportivo teniendo una enfermedad degenerativa? Mi pasión por el deporte y por la competición me hacen superarme cada día. Mi dificultad me inspira a crecer y a darle la vuelta a mis limitaciones. ¿Cuáles fueron sus inicios? Empecé muy joven, con diez años. Me aficioné al tenis de mesa porque en mi familia siempre se han practicado los deportes de raqueta. Comencé a probar, vi que me gustaba y se me daba bien. Con la ayuda de mi padre, que fue mi gran mentor, y de sus entrenamientos en el CTM San José junto a José Luis Fernández Luna, fui cogiendo un nivel importante llegando a mi primer Europeo con sólo 14 años. Si tuviera que definirse como jugador... Creo que soy un jugador inteligente. Suelo destacar por tener un revés bastante potente y dañino para el rival. Los jugadores temen bastante este golpe y por eso buscan mi lado derecho. También creo que tengo una buena visión de juego y colocar las pelotas en el ángulo. ¿Y qué aspectos cree que debe mejorar? Sobre todo los golpes de derecha, pero estoy entrenando para poder ir subiendo el nivel. A nivel de club, ¿qué objetivos tiene para esta temporada con el Rivas? Este año, como he hecho desde siempre, competiré en las dos modalidades, tanto en paralímpico como a nivel absoluto en la liga convencional. En ese campeonato el equipo estará en Primera División (tercera categoría nacional) porque hemos descendido, pero el objetivo es subir y estar de nuevo en División de Honor. A nivel paralímpico represento al equipo Sevilla Nodo, y nuestra meta es conseguir el Campeonato de España, ya que este año nos tuvimos que conformar con el segundo puesto. Después de tantos éxitos deportivos me imagino que habrá recibido algún reconocimiento... Sí, he asistido a muchas galas con premios y la típica foto, pero la realidad es que eso luego no se traduce ni en ayudas ni en patrocinios. No es fácil dedicarse al deporte y estar en la élite sin apoyos y sin recursos. ¿Está recibiendo actualmente algún tipo de ayuda o beca deportiva? Ahora mismo la ayuda con la que cuento, que es mi única fuente de ingresos, es la Beca Pro que concede el Comité Paralímpico, que es una beca por resultados. Según el color de la medalla que logres hay una cantidad de dinero determinada. Sé que en otras comunidades autónomas como la valenciana se ha creado un plan de ayuda al deporte olímpico que integra a todos los deportistas, ya sean paralímpicos o no. No existe distinción y se apuesta por la igualdad. Aquí en Andalucía, no sólo nos encontramos con una gran disparidad entre las cantidades que recibe un deportista olímpico y un paralímpico sino que además no nos permiten compatibilizar nuestros contratos deportivos del Plan ADO con las ayudas de la comunidad andaluza. La situación es bastante precaria en ese sentido, y eso desmotiva bastante. Después de llevar diez años en Madrid pero siendo de Sevilla, ¿no se plantea volver a su tierra? A corto plazo lo veo muy difícil. De momento estoy muy asentado en Madrid y en mi club, aunque reconozco que mi corazón está dividido. He nacido y vivido 21 años en Sevilla, y eso tira mucho. Pero ahora las circunstancias y mi carrera hacen que no pueda plantearme algo así.

  • 1