miércoles, 19 diciembre 2018
11:51
, última actualización

Andalucía tendrá en un mes la receta electrónica para hepatitis C

La comunidad tendrá un registro de los enfermos para saber exactamente el tipo de pacientes y la medicación que necesitan.

el 09 ene 2015 / 14:01 h.

Andalucía dispondrá en aproximadamente un mes de la receta electrónica en los hospitales para los medicamentos contra la hepatitis C, así como un registro de los enfermos para saber exactamente el tipo de pacientes y la medicación que necesitan. La consejera de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, María José Sánchez Rubio, ha informado, en declaraciones a los periodistas, de que la prescripción electrónica en los hospitales de los fármacos contra la hepatitis C acelerará el proceso burocrático y ha aclarado que se prescribirá la "mediación que sea necesaria en cada caso". Aunque aún no está disponible la receta electrónica porque se está coordinando por un comité de expertos para tener un registro común en todos los hospitales, la consejera ha precisado que no significa que no se está facilitando ya que, "incluso antes de que se aprobaran los protocolos, se han suministrado de forma compasiva los últimos medicamentos para las personas que lo necesitan". La clave, según la consejera, es hacerlo con rapidez y que prescriban los especialistas porque ha argumentado: "Los políticos no recetamos y las plataformas no recetan; tienen que hacerlo los profesionales". En su opinión, es comprensible que los enfermos reivindiquen sus tratamientos, y ha defendido que el papel de los políticos deben ser "facilitarlos y no poner obstáculos". Por eso, Sánchez Rubio ha pedido al Gobierno central que coordine en el Estado esas políticas y ha avanzado que en el Consejo Interterritorial de Salud, que se celebrará el próximo miércoles, Andalucía expondrá la "utilidad" de la receta electrónica en los hospitales para la hepatitis C, al igual que se ha demostrado en otros medicamentos, ha alegado. Asimismo, ha exigido una estrategia de precios en España y en Europa porque la "salud de las personas no puede estar en manos de los intereses de las grandes farmacéuticas", y ha añadido que "cuando hay una medicación que cura los enfermos tienen que tener acceso a través del sistema público pero con unos precios razonables, no como lo que ocurre actualmente", en alusión al nuevo fármaco contra la hepatitis C.

  • 1