sábado, 23 febrero 2019
12:21
, última actualización
Local

Andalucía tendrá mil millones de fondos UE para obras hidráulicas

Trillo asegura que se están ultimando los reglamentos de la Ley de Aguas para evitar nuevos retrasos.

el 13 jun 2010 / 19:05 h.

TAGS:

En tiempos de tijeretazo diario, llega una inyección para aliviar las arcas de la Junta: Andalucía podrá invertir mil millones de euros procedentes del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (Feder ) en obras hidráulicas. Hasta ahora, el dinero estaba en el aire porque dependía de las negociaciones entre el Gobierno autonómico y el central, ya que formaba parte del fondo con que se nutren las transferencias de agua a la comunidad, iniciadas hace tres años y que tienen en la cesión del río Guadalquivir (enero de 2009) su mayor hito. Las competencias conllevan también un aporte económico, pero estaba por ver cómo se articulaba en el caso de esta partida.

En declaraciones a este periódico, el consejero de Medio Ambiente , José Juan Díaz Trillo, explicó que su departamento está "trabajando para que se produzca el traspaso de modo adecuado y cumpliendo los calendarios y los compromisos". La "cooperación" y "sintonía" con el Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino es "clara" y, por ello, "Andalucía no va a perder con un Gobierno como el que tiene España". "Al contrario, pocos presidentes ha habido como Rodríguez Zapatero a la hora de mirar de frente a Andalucía y de comprometerse con ella". Por ese "empeño", Díaz Trillo se muestra "no optimista, sino realista" ante el cobro de ese fondo. "La realidad de las negociaciones lleva a que las obras vinculadas a fondos Feder que están en Andalucía, y que tenía previsto hacer el Ministerio, se van a llevar a cabo, lógicamente, las haga el ministerio o las haga la Junta, porque hace falta que se ejecuten", defiende.

Para calibrar la importancia del montante que la región va a recibir -y que podrá destinarse a desaladoras, canalizaciones y modernización de infraestructuras, entre otros usos-, un dato: supone tres cuartas partes de toda la inversión en depuradoras que ha incluido la Junta en la Ley de Aguas, una norma que se está revisando en el Parlamento después de que el PSOE votase por error a favor de 29 enmiendas del PP que alteraban de lleno el contenido del articulado.

Como explica el consejero, "ese fallo, anecdótico, ya se está reparando", por lo se que mantienen los plazos previstos para la inversión, esto es, en seis meses debe tener listo un plan de obras urgentes en infraestructuras del agua. La norma, aprobada con las aportaciones populares el 29 de abril pasado, prevé la construcción de 300 depuradoras para lograr el objetivo fijado por la UE, que obliga a la depuración total de las aguas y a garantizar el buen estado ecológico de las masas de agua en 2015. Actualmente, reconoce Díaz Trillo, más del 90% de la población andaluza depura sus aguas, "pero es verdad que en el ámbito territorial no se llega ni al 80% de los municipios, así que ahí hay una tarea por hacer". Pese a ello, defiende, se llegará con los deberes hechos a este ultimátum comunitario y "ojalá" se pueda incluso adelantar ese horizonte.

Reglamentos listos. Lo que deja claro el consejero es que el "episodio" de la Ley de Aguas no interrumpe el trabajo de la Junta en esta materia y que "no se está perdiendo ni un minuto tras aquel día de gloria del PP". "Se está haciendo todo el trabajo relacionado con los reglamentos que desarrollan la norma y también las planificaciones hidrológicas de cada una de las demarcaciones hidrográficas, para que en cuanto la ley se promulgue estemos en condiciones de llevar a cabo todos los compromisos creados, pactados con la sociedad andaluza a través de 47 asociaciones que la representan", añade.

Díaz Trillo sostiene que no habrá preferencias a la hora de iniciar las obras, porque "la inversión en las provincias es homogénea y cada cual tiene su urgencia", pero reconoce dos retos inmediatos: la resolución de un problema técnico en el colector de la depuradora de Nerja (Málaga), un enclave vital para el turismo, y la mejora de infraestructuras en la Alpujarra granadino-almeriense, muy aislada.

  • 1