Local

Barreda deja una deuda de 1.700 millones en facturas sin pagar

El déficit supera en mil millones lo admitido por el expresidente que arguye que son cuentas acumuladas por el cambio político.

el 14 jul 2011 / 15:19 h.

TAGS:

María Dolores de Cospedal, ayer con el presidente de Globalcaja, Luis Díaz Zarco

Las cuentas no salen en Castilla-La Mancha. El Gobierno de esta comunidad, presidido por María Dolores de Cospedal , aseguró ayer que el anterior Ejecutivo regional, dirigido por el socialista José María Barreda, ha dejado a deber más de 1.700 millones de euros en facturas, un millón de euros más de los reconocidos por el expresidente, que justifica este desfase a "un momento de transición política".

La información sobre las facturas adeudadas la facilitó ayer en rueda de prensa el portavoz de la Junta, Leandro Esteban, tras el Consejo de Gobierno, en la que recalcó que estos datos se basan en un informe de la Intervención General de la Junta.

Según explicó, este informe se ha elaborado recabando los datos de los propios funcionarios del Gobierno regional que venían teniendo responsabilidades en materia de control del gasto y de ejecución presupuestaria y que han aportado a la Intervención.

De este modo, indicó, se ponen encima de la mesa los datos "oficiales" y "reales" de la economía de Castilla-La Mancha a 30 de junio de 2011, que tiene que pagar, dijo, 1.700 millones de euros en facturas, que suponen mil millones de euros más de los que estimó el Gobierno de José María Barreda.

Así, apuntó, a preguntas de los medios, que "no son pocas" las facturas que tienen ya un año de vida, por lo que acusó a la anterior responsable de la Economía regional, María Luisa Araújo, de mentir, ya que dijo que había un mes de desfase en los pagos.

"No estamos exagerando, estamos diciendo la verdad", recalcó Esteban, quien añadió que con estos datos se va a proceder a solicitar de la Sindicatura de Cuentas otro informe con el fin de que sean validados.

Esteban indicó que dentro de unas tres semanas, según las estimaciones de la Sindicatura de Cuentas, el Ejecutivo presidido por Cospedal tendrá validados por vía oficial los datos que se han recabado y que hará públicos cuando sean conocidos por el Consejo de Gobierno.

A preguntas de los medios, Esteban señaló que la reunión que
Cospedal ha pedido con la ministra de Economía, Elena Salgado , para hablar sobre el déficit de la comunidad Autónoma, cobra "especial relevancia y urgencia" a tenor de los datos aportados por el Gobierno regional.

Además, afirmó que será en esa reunión con Salgado donde se aportará el dato definitivo del déficit que la presidenta del Ejecutivo castellano-manchego cifraba el pasado lunes en más del 4%.

No obstante, y aunque pretenden ser cautos con los datos por lealtad institucional, el portavoz del Gobierno regional advirtió a la ministra que si esa reunión se retrasase, prevalecería el derecho de los ciudadanos a estar informados y la Junta tendrá que hacer público el dato del déficit de Castilla-La Mancha.

Sobre si el Ejecutivo regional pedirá a Salgado que Castilla-La Mancha amplíe su capacidad de crédito, el portavoz apuntó que primero es perentorio hacer un calendario de pagos o tener validados algunos datos en relación a la política presupuestaria.

Pese a que indicó que la situación "es complicada y difícil" de resolver, manifestó que hay margen para la gestión y para poder ir tomando decisiones. Así, señaló que a partir de hoy -por ayer- van a verse satisfechas más de 2.500 becas con cargo a programas del Servicio de Empleo Público de Castilla-La Mancha (Sepecam). Igualmente, afirmó que más de 29.000 personas podrán cobrar a partir de hoy la mensualidad que tienen reconocida por la Ley de Dependencia y que se va a empezar a pagar "de manera inmediata" las cantidades que se aportan en concepto de mínimo de solidaridad o las pensiones asistenciales.

Justificación. La denuncia del actual gobierno manchego no fue desmentida por el expresidente, quien justificó el desfase a que en dos meses y medio se han podido acumular cuentas "en un momento de transición política" por "la preocupación y la zozobra de los proveedores y de los centros de gestión".

En declaraciones a la Cadena SER recogidas por Europa Press, Barreda señaló que él siempre dijo la verdad y que a fecha de 30 abril su Gobierno tenía 700 millones de euros pendientes de pago, de modo que lo que "probablemente haya ocurrido" es que en estos dos meses y medio la "tensión política y económica" haya hecho que aumente "de manera excepcional" la presión de las facturas.

El secretario general de los socialistas defendió que su gobierno "siempre" ha dicho la verdad y que los datos que maneja ahora Cospedal han sido elaborados "exactamente" por las mismas personas de la Intervención General de la Junta que elaboraban los datos económicos que ofrecía su Gobierno. Así, indicó que si son "buenos ahora, lo eran también antes".


  • 1