sábado, 23 marzo 2019
21:31
, última actualización
Local

Barría calles, 'limpiaba' coches

Aprovechaba su trabajo en el turno de noche en Lipasam para limpiar los objetos de valor que dejaban olvidados sus dueños en el interior de los vehículos. Un operario de la empresa municipal de limpieza ha sido detenido por la Policía Nacional acusado de robar en 43 ocasiones en coches

el 16 sep 2009 / 07:49 h.

TAGS:

J.G.P.

Aprovechaba su trabajo en el turno de noche en Lipasam para limpiar los objetos de valor que dejaban olvidados sus dueños en el interior de los vehículos. Un operario de la empresa municipal de limpieza ha sido detenido por la Policía Nacional acusado de robar en 43 ocasiones en coches.

Los agentes del Grupo de Investigación de la Policía Nacional de la comisaría de Distrito Centro de Sevilla han detenido a un operario de Lipasam, J.C.C., de 30 años, como presunto autor de 43 robos realizados en coches que se encontraban estacionados en el Centro mientras limpiaba las calles de madrugada, por un delito de robo con fuerza. El pluriempleado aprovechaba la soledad del turno de noche para seleccionar cuidadosamente sus objetivos y cometer estos delitos, de los que luego sacaba una importante tajada económica vendiendo los objetos robados en mercadillos de artículos de segunda mano.

Según informó la Jefatura Superior de Policía de Andalucía Occidental mediante una nota de prensa, los hechos venían ocurriendo desde hacía aproximadamente un año. Los agentes habían detectado un aumento de las denuncias por robo en determinadas fechas y un descenso de las mismas en otros períodos de tiempo diferentes.

El radio de acción de los delitos se limitaba a las calles del Distrito Centro, aquéllas que correspondían a su zona habitual de trabajo. El modus operandi utilizado por el autor de los robos complicaba, además, su investigación, ya que se cometían a altas horas de la noche, sin la presencia de testigos, una vez que los usuarios estacionaban sus vehículos y no hacían uso de los mismos. Para evitar dejar huella de sus fechorías, este empleado municipal utilizaba guantes o algún medio similar, lo que dificultó a la Policía Científica su posterior identificación.

Tras varias gestiones policiales se apuntó a la posibilidad de que se tratara de un operario de la empresa pública de limpieza Lipasam que estuviera por la zona en el turno de noche y aprovechara esta circunstancia para cometer los robos de los objetos que posteriormente vendía en el mercadillo del Charco de la Pava. La Policía desconoce a cuánto ha podido ascender el fruto de sus delitos con la venta de los objetos de valor que encontraba en el interior de los vehículos.

Una falsa denuncia por robo con intimidación realizada el pasado mes de mayo por el ahora detenido, alertó a la Policía Nacional. Los agentes comprobaron que aumentaban o descendían los robos dependiendo de que el autor se encontrara o no de vacaciones, por lo que se elaboró un dispositivo de vigilancia con distintos efectivos policiales a fin de detenerlo durante la comisión de uno de los robos.

La investigación puesta en marcha desembocó el pasado 20 de agosto en la detención del operario de Lipasam como presunto autor de numerosos robos en vehículos estacionados en el Casco Antiguo.

El joven detenido fue sorprendido in fraganti a las 4.00 horas de la madrugada en el interior de un vehículo mientras ejercía su otra actividad, la delictiva, en horario de trabajo.

Para llevar a buen puerto la investigación, los agentes del Grupo de Investigación de la Comisaría del Distrito Centro han contado, en todo momento, con la colaboración de Lipasam, estando en contacto permanente con los mandos intermedios del parque Auxiliar de Limpieza de Antonia Díaz, desde el que se gestionan los servicios de limpieza del Casco Antiguo. De esta forma, los agentes han tenido acceso a toda la información relativa a turnos, horarios y sectores en los que el operario detenido ha venido desarrollando su actividad en los últimos meses, información que ha sido vital para su detención.

  • 1