Local

Berlusconi pedirá un voto de confianza tras perder una importante votación

El Gobierno del primer ministro italiano se someterá a su segunda cuestión de confianza tras el rechazo de los parlamentarios al último balance de cuentas del Estado.

el 12 oct 2011 / 10:42 h.

TAGS:

El primer ministro italiano, Silvio Berlusconi.
El Gobierno del primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, se someterá a una nueva cuestión de confianza en los próximos días al no conseguir que la Cámara de los diputados aprobara un artículo del texto sobre la cuentas del Estado de 2010.

El subsecretario de la presidencia del Gobierno y portavoz de Berlusconi, Paolo Bonaiuti, explicó anoche que debido a "las interpretaciones erróneas por parte de la oposición" de lo sucedido ayer en la Cámara de los Diputados, el primer ministro acudirá al Parlamento para someterse a una cuestión de confianza.

Según Bonaiuti, el jefe del Ejecutivo pronunciará un discurso programático sobre el que se tendrán que manifestar los parlamentarios.

Se trata de la segunda cuestión de confianza que tiene que afrontar durante esta legislatura Berlusconi, quien ya en diciembre acudió al Parlamento para verificar si tenía el respaldo de la mayoría tras la marcha de su socio Gianfranco Fini y algunos de sus correligionarios.

A la situación actual se ha llegado después de que el balance de las cuentas no fuera aprobado ayer al registrarse un empate de 290 votos, tan a favor y como en contra, en la votación del primer artículo, por lo que la ratificación tuvo que ser suspendida.

Para la mayoría se ha tratado de un "incidente técnico" debido a las numerosas ausencias, pero también se produjo la clamorosa abstención en el voto del ministro de Economía, Giulio Tremonti.

En Italia se recuerda que no aprobar las cuentas del Estado crea una situación anómala y que la única vez que ocurrió fue en 1988 y el entonces presidente del Gobierno, Giovanni Goria, presentó inmediatamente su dimisión.

Desde la oposición se alzaron ayer en el hemiciclo gritos de "dimisión" hacia Berlusconi, que estaba presente.

El líder del opositor Partido Demócrata (PD), Pierluigi Bersani, afirmó que Gobierno desautorizado en sus cuentas no puede lograr el saneamiento de las finanzas públicas y, sin ello, no puede seguir adelante.

La Junta de regulación de la Cámara de los Diputados se reunirá hoy para decidir qué hacer debido a la situación anómala que se ha creado.

La cuestión de confianza se va a producir en un momento muy delicado para Berlusconi pues, además de sus problemas judiciales, su partido, Pueblo de la Libertad, se encuentra completamente dividido, y sus socios de la Liga Norte se han inclinado por elecciones anticipadas.

  • 1