miércoles, 24 abril 2019
17:40
, última actualización
Local

Berlusconi podría ser juzgado en 2 meses por prostitución

el 09 feb 2011 / 16:44 h.

TAGS:

El ‘premier’ Silvio Berlusconi, en una sesión en el Senado.

La Justicia italiana tiene contra las cuerdas al primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, que podría ser juzgado en un plazo de dos meses si prospera la solicitud del fiscal de la República de Milán, Edmundo Bruti Liberati, de juzgar de forma inmediata a Il Cavaliere por un presunto delito de prostitución de menores y otro de abuso de poder.

Este paso hacia adelante de la Fiscalía de Milán ha desatado la cólera de Berlusconi que tachó ayer la acusación de "subversiva" y de violar "la ley" porque "no tienen competencia ni funcional ni territorial" para juzgarle.


Sin embargo, la Fiscalía de Milán aseguró ayer ante la juez de instrucción Cristina Di Censo que existen "pruebas evidentes" para procesar al mandatario sin pasar por la fase de la audiencia preliminar.

La Fiscalía considera que tiene indicios más que suficientes de que Silvio Berlusconi mantuvo relaciones sexuales con una menor, la joven marroquí Kharima El Mahroug, más conocida como Ruby, y que utilizó su cargo para que la Policía de Milán liberara a la joven cuando fue arrestada por robo en el mes de mayo, según informó ayer el diario La Repubblica.


A partir de ahora, la juez tiene cinco días para tomar una decisión al respecto. Si admite la petición del fiscal, Berlusconi iría a juicio en unos dos meses, en el que se podría enfrentar a una pena de hasta 12 años de cárcel por un delito de cohecho y tres años más por prostitución de menores.

Si la magistrada no aceptara la solicitud de la Fiscalía de Milán, Di Censo puede devolver el caso a los fiscales, que podrían optar por un procedimiento ordinario, que es más lento.


Otros imputados. En este proceso están implicados también la consejera regional de Lombardía, Nicole Minetti, el periodista Emilio Fede y el empresario del espectáculo Lele Mora, que estaría relacionado también en otro caso de drogas e incitación a la prostitución abierto por la Fiscalía de Nápoles por reclutar a las jóvenes que participaban en las fiestas que organizaba Il Cavaliere en sus villas.

La Fiscalía de Milán ha separado al premier de los otros imputados por el caso Ruby y ha procedido a crear un solo fascículo por los delitos de prostitución de menores y concusión. Con respecto a los otros acusados, la Fiscalía pedirá que se proceda mediante el procedimiento ordinario y solicitará a la juez que se cierren las investigaciones y se proceda al juicio.

Por otra parte, la Fiscalía de Milán ha asegurado que la competencia para juzgar a Berlusconi no es el Tribunal de Ministros, como sostienen los abogados de éste, sino de la Fiscalía porque el mandatario no actuó "por motivos institucionales" cuando liberó a Ruby de la Policía.
Sin embargo, según la tesis de la defensa de Il Cavaliere, el primer ministro actuó a favor de Ruby porque creía que era "la sobrina del presidente egipcio, Hosni Mubarak", una hipótesis que fue respaldada por 315 votos por la Cámara de los Diputados, que declaró incompetente a la Fiscalía para este caso.

Acción contra el estado. Ante esta actuación de la Fiscalía de Milán, el premier manifestó que presentará "una acción ante el Estado" y declaró que "el Gobierno hará algo" para introducir en las leyes "la responsabilidad de los magistrados" porque la Fiscalía "sólo tiene un objetivo" que es "la desinformación mediática".
El mandatario aseguró que el proceso interpuesto por la Fiscalía de Milán por mantener supuestamente relaciones sexuales con Ruby es "una farsa" y sostuvo que las acusaciones contra él son "infundadas", según informó el diario italiano La Repubblica.
Además, el primer ministro destacó que no utilizó su cargo para liberar a Ruby de la Policía de Milán cuando fue arrestada por robo y que, por tanto, la acusación de abuso de poder interpuesta por los magistrados es totalmente "ridícula".
No obstante, Il Cavaliere sostuvo que "lamenta que estas cosas hayan ofendido la dignidad del país y hayan ensuciado a Italia", aunque declaró que "no está preocupado" por el proceso interpuesto contra él porque "es un hombre rico que puede pasar su vida construyendo hospitales para los niños del mundo", dijo.


  • 1