viernes, 18 enero 2019
13:49
, última actualización
Toros

Borja Jiménez y José Garrido volverán a enfrentarse en Sevilla

Los jóvenes novilleros actuarán mano a mano el próximo 3 de julio después de abrir la Puerta del Príncipe hace dos semanas. También repite la ganadería de Fuente Ymbro, que posibilitó el triunfo de ambos lidiadores.

el 16 jun 2014 / 17:27 h.

TAGS:

El cartel ya es oficial. Borja Jiménez y José Garrido se verán las caras en la plaza de la Maestranza con utreros de Fuente Ymbro. Será la mejor forma de reeditar el histórico festejo del pasado 1 de junio, que finalizó con ambos novilleros a hombros por la Puerta del Príncipe acompañados del ganadero Ricardo Gallardo. El prestigioso criador ha logrado reunir otro encierro para este acontecimiento que se verificará el próximo 3 de julio, jueves, a las 10 de la noche y fuera de abono, sustituyendo al primer festejo del tradicional ciclo de promoción que este año retomaría el formato de cuatro espectáculos –en los últimos años se venían organizando cinco- a partir del siguiente jueves. Fachada de la Plaza de Toros de La Maestranza. Fachada de la Plaza de Toros de La Maestranza. La empresa Pagés, comandada por Eduardo Canorea y Ramón Valencia ha presentado a primeras horas de la tarde los detalles del evento acompañados de sus protagonistas. La principal novedad es la renovada política de precios, “a medio camino entre las tarifas habituales de una becerrada y una novillada picada”, tal y como ha precisado Valencia, que permitirá que el aficionado pueda sentarse por siete euros en una grada de Sol, por 12 en un tendido de la solanera y por 24 en un tendido de Sombra. El propio Ramón Valencia ha sido el encargado de detallar los vericuetos de la organización del evento. “Se ha interpretado que bajo la presión de la afición teníamos que montar este festejo” ha contado el co-gerente de la empresa Pagés precisando que “en cierto modo es verdad pero los comienzos son de otra manera”. Valencia narró que “al término de la novillada pensaba que era una pena que tuviéramos por medio los mundiales, todos los domingos ocupados por novilladas ya hechas y un reglamento que no nos permite dejar fechas en blanco para este tipo de casos”. El empresario continuó explicando a pesar de los inconvenientes comunicó la idea a su cuñado Eduardo Canorea a la mañana siguiente. En ese punto se puso en marcha la maquinaria. “Ricardo me pidió 24 horas para saber si podía reunir la novillada y Lolo Espinosa –apoderado de Jiménez- no puso ninguna pega”. Valencia explicó que Raúl Gracia ‘El Tato’, apoderado de Garrido, le pidió ver antes el encierro que, visado por la empresa y los representantes de los novilleros, puso la guinda a la organización del espectáculo. Ramón Valencia reconoció que la política de precios había sido otro de los caballos de batalla en los habituales tiras y afloja de la organización del espectáculo. “Pero antes habíamos encargado a nuestro administrador, Celestino Canorea, que realizara distintas posiciones y finalmente nos permitirá bajar en torno a un 30-35% el precio de muchas localidades”. Borja Jiménez admitió que el compromiso del próximo 3 de julio era “un arma de doble filo”. El joven novillero de Espartinas recordó que “las tres orejas ya están cortadas pero hay que refrendarlas; reafirmar lo que se hizo entonces. Pero aquí estamos para apostar, por eso somos toreros y por eso decidimos repetir. Sevilla es un sitio memorable para hacer un mano a mano”. Garrido, por su parte afirmó que “esto es un proyecto de futuro que puede animar la fiesta”. El novillero pacense mostró su orgullo por “estar presente en ese cartel, de que mi nombre aparezca en él. Ojalá podamos vivir otra tarde histórica”,concluyó Garrido. El ganadero, por su parte, se mostró dispuesto a repetir el empeño si las cosas seguían funcionando. “Si hay fechas libres en la Maestranza estamos dispuestos a seguir viniendo”, aseguró Ricardo Gallardo afirmando que “en que no está en este cartel es porque no puede”. Los empresarios no quisieron finalizar la rueda de prensa sin alabar a sus protagonistas. Ramón Valencia explicó que Garrido y Jiménez “se merecen este mano a mano porque lo que ellos hicieron es algo inédito y glorioso que no había sucedido nunca en esta plaza”. Canorea, por su parte, señaló que “cada uno tiene su palo; uno canta por bulerías y otro por soleares, pero los dos cantan bien. No veo a ninguno de los dos con cara de dejarse ganar la partida por el otro. Estoy convencido de que la Puerta del Príncipe volverá a abrirse”.

  • 1