Local

'Bulevar 21' hace otra ampliación de plantilla

Él, estirado, superficial, millonario y con un árbol genealógico integrado noble; ella, desvergonzada, dicharachera, arruinada y de origen humilde. Así son el nuevo fichaje sentimental de Bárbara, Alejo Gómez de Beltrán, y Chali, la madre de ésta.

el 14 sep 2009 / 23:57 h.

Él, estirado, superficial, millonario y con un árbol genealógico integrado noble; ella, desvergonzada, dicharachera, arruinada y de origen humilde. Así son el nuevo fichaje sentimental de Bárbara, Alejo Gómez de Beltrán, y Chali, la madre de ésta, los nuevos personajes que se incorporaran a Yo soy Bea, y a los que darán vida Bruno Squarcia y Ángeles Martín.

La boda de Richard y Echegaray cobra un interés especial para Bárbara cuando conoce al amigo del banquero que hará las veces de padrino: Alejo Gómez de Beltrán (Bruno Squarcia). Alejo es un joven soltero, vividor y descendiente de una familia noble de las de toda la vida. En lugar de trabajar, se dedica a viajar por todo el mundo para jugar al polo y realizar aventuras de lo más chic. Es un play boy y disfruta siéndolo, ya que es tan superficial como simpático y siempre ha tenido sus necesidades cubiertas con creces.

Cuando conoce a Bárbara la encuentra divertida, guapa y excéntrica y, aunque no es de la alta aristocracia, la elige para demostrar a sus padres que ha sentado la cabeza con su nueva novia. Ella, por su parte, queda maravillada ante las virtudes del joven: atractivo, millonario y de alta cuna, por lo que no dudará en hacerse pasar por aristócrata falsificando un árbol genealógico para asegurarse un lugar a su lado para toda la vida.

La mentira que Bárbara le cuenta a Alejo sobre su supuesto origen aristocrático está a punto de dar al traste con la inesperada aparición de su madre, Chali (Ángeles Martín), con la que no se relaciona desde hace años. Chali es una mujer deslenguada, vivaracha y buscavidas, una mujer atractiva y segura de sí misma que pasa por un mal momento tras perder su peluquería a manos de un novio estafador. Para salvar la situación, Chali acude en busca de su hija Bárbara, a la que procuró una educación fuera de su alcance económico para asegurarle un futuro prometedor y a la que no trata desde que ésta renegara de ella y sus orígenes el día que se casó con Kirkpatrick.

Bárbara, que está a punto de culminar su plan de acercamiento a Alejo, recibe a su madre con muy poco agrado, y a partir de ahí se sucederán unas situaciones de lo más disparatadas.

  • 1