Local

Cadena perpetua para la 'viuda negra' por asesinar a cuatro jubilados

La llamada "viuda negra" de Alemania, una ex-prostituta de 69 años, ha sido condenada a cadena perpetua por el asesinato de cuatro jubilados para quedarse con su dinero y propiedades.

el 15 sep 2009 / 07:21 h.

TAGS:

La llamada "viuda negra" de Alemania, una ex-prostituta de 69 años, ha sido condenada a cadena perpetua por el asesinato de cuatro jubilados para quedarse con su dinero y propiedades.

La Audiencia de Gotinga aplicó la máxima pena prevista por el código penal alemán para la principal encausada, Lydia L., y condenó a 12 años de cárcel a su cómplice, un hombre de 53 años que afirma actuó por dependencia psicológica de la mujer.

Los jueces consideraron probado que la "viuda negra", que durante todo el juicio negó los hechos que se le imputan, ordenó a su cómplice Sigmund S. asesinar entre 1994 y el año 2000 a cuatro hombres, todos ellos jubilados.

Ambos cometieron los crímenes por simple ánimo de lucro, aunque los togados reconocieron que el hombre dependía psicológicamente de la mujer.

El tribunal consideró como atenuante también para el cómplice, Sigmund S., el hecho de que, de no haber sido porque acudió a la policía y describió lo ocurrido, probablemente nunca se habría logrado reconstruir los hechos.

De acuerdo con su versión, la mujer se encargaba de embaucar a sus víctimas para hacerse con sus cartillas de ahorros y dinero, y hacía que les confiaran sus jubilaciones o les dejaran sus inmuebles de herencia.

Una vez se había asegurado el control de sus pertenencias, sedaba a sus víctimas echando un fármaco en la sopa y luego su cómplice los estrangulaba.

Una de sus víctimas fue un hombre de 84 años, con el que Lydia L. llego a contraer matrimonio, y podría haber sido el crimen perfecto, ya que fue enterrado tras considerarse que falleció de muerte natural.

Sus restantes víctimas fueron asimismo jubilados de la región, de 81, 74 y 71 años, cuyos cadáveres fueron enterrados por el cómplice, en uno de los casos en su propio jardín y en otro en un descampado.

  • 1