sábado, 20 abril 2019
04:53
, última actualización
Local

Cae el etarra que actuó de enlace entre Batasuna y ETA en la tregua

Sólo un día después de asesinar al brigada Luis Conde con un coche bomba sustraído en Francia, ETA recibió un nuevo golpe. La Policía gala detuvo ayer a dos presuntos etarras con armas de fuego y documentación falsa. Formaban parte supuestamente del aparato logístico de la banda y pretendían robar un coche.

el 15 sep 2009 / 15:38 h.

TAGS:

Sólo un día después de asesinar al brigada Luis Conde con un coche bomba sustraído en Francia, ETA recibió un nuevo golpe. La Policía gala detuvo ayer a dos presuntos etarras con armas de fuego y documentación falsa. Formaban parte supuestamente del aparato logístico de la banda y pretendían robar un coche.

Las detenciones se produjeron en la zona boscosa de Chorigneux, cerca de Prélion, en la localidad de Trelins (Departamento de Loira). Una de las detenidas es María Lizarraga Merino, vinculada a las estructuras de Segi y huida desde junio. No obstante, su identificación oficial se hará tras el cotejo de las huellas dactilares. Lizarraga presentó su candidatura por la agrupación electoral Nafarroako Abertzale Sozialistak para los comicios autonómicos de mayo de 2007. Ocupaba el puesto 14 en las listas de la agrupación electoral encabezada por Pernando Barrena, el antiguo responsable de Batasuna ahora en prisión. En cuanto a su compañero, se trata de Unai Fano, asesor de la ilegalizada Batasuna, buscado por la Policía desde febrero de 2008 por orden del juez Baltasar Garzón.

Los detenidos, que algunas fuentes encuadran en la estructura logística de ETA, tenían dos vehículos (un Opel Zafira y un Volkswagen Polo) robados. Además, portaban dos armas cortas (una pistola automática y un revólver), así como diversa munición. Los presuntos etarras llevaban también dos carnés falsos de la Guardia Civil, cinco documentaciones españolas falsificadas cada uno y permisos de conducir falsos y dinero en efectivo.

La Policía francesa ya ha enviado a España las huellas dactilares de los dos detenidos para confirmar su identidad, ya que ambos se negaron a hablar y a identificarse. La ministra francesa de Interior, Michèle Alliot-Marie, envió ayer su felicitación "al conjunto de los funcionarios de Policía que han permitido la detención de dos individuos, presuntos miembros de la organización terrorista vasca ETA". En un comunicado, la ministra subrayó que esta operación es "una nueva ilustración del compromiso de las fuerzas del orden contra todas las formas de terrorismo".

De las 63 personas detenidas en lo que va de año por su presunta pertenencia a ETA, 25 lo fueron en Francia, incluidos los dos apresados ayer en el departamento del Loira, según datos del Ministerio del Interior. Además, desde que comenzó el año, Francia ha entregado a las autoridades españolas a otros 15 presuntos miembros de ETA. La operación más importante se produjo el pasado 20 de mayo, cuando la Policía gala, en una operación conjunta con la Guardia Civil, detuvo en un apartamento de Burdeos a Francisco Javier López Peña, Thierry, considerado el número uno de ETA.

En esta coyuntura, continúan conociéndose datos sobre la oleada de atentados de ETA del fin de semana. Las bombas que explotaron en la madrugada del domingo contra la sede central de la caja Vital en Vitoria y la comisaría de la Ertzaintza en Ondarroa (Vizcaya) contenían en torno a 100 kilos de amonal cada una, según confirmaron los técnicos de la Unidad de Desactivación de Explosivos de la Ertzaintza. El atentado provocó heridas a diez personas, de las cuales únicamente una chica de 15 años permanece ingresada en el hospital después de haber sido operada de una fractura en los huesos del cráneo.

La cantera. Mientras tanto, el Tribunal Correccional de París desgranó ayer los detalles que, según el acta de acusación, demuestran que un piso franco descubierto en las afueras de Le Mans (oeste de Francia) en una operación policial en junio de 2004 sirvió como lugar de formación de activistas de la banda terrorista.

A cargo de la vivienda estaban la pareja formada por Asier Aginako y Aitziber Coello y en él también se alojaba Juan Carlos Subijana. Los tres se sientan en el banquillo, junto a otros nueve presuntos miembros de la banda.

  • 1