Local

Cae una red internacional a raíz de la alerta vecinal por la oleada de robos

El dispositivo activado tras las denuncias vecinales por los robos en zonas residenciales del área metropolitana ha desmantelado una red internacional que está detrás de siete asaltos en Sevilla, el Aljarafe y Alcalá de Guadaíra. La Guardia Civil mantiene abierta la investigación.

el 15 sep 2009 / 00:06 h.

TAGS:

El dispositivo activado tras las denuncias vecinales por los robos en zonas residenciales del área metropolitana ha desmantelado una red internacional que está detrás de siete asaltos en Sevilla, el Aljarafe y Alcalá de Guadaíra. La Guardia Civil investiga si los siete rumanos detenidos son también los autores de los robos en la urbanización Simón Verde de Mairena del Aljarafe.

Desde hace algún tiempo -varios meses según el Instituto Armado-, los ladrones se alojaban en un piso ubicado en la barriada de Begoña, en la zona de la Macarena. A partir de la información que les facilitaban otros compatriotas instalados en la ciudad, vigilaban las viviendas que luego asaltaban durante la noche, una vez estudiados los horarios y costumbres de sus propietarios. El siguiente paso, después de haber obtenido un botín considerable, era abandonar el país para regresar a Rumanía o trasladarse a otro lugar donde dar un nuevo golpe.

Desde diciembre de 2007 -fecha en la que se cometió el primero de los robos que se le imputan-, la banda de rumanos perpetró tres asaltos en la capital: en Sevilla Este y Pino Montano; dos en urbanizaciones de Bollullos de la Mitación, aunque uno fue sólo en grado de tentativa; uno más en Gines; y otro en Alcalá de Guadaíra, en el que los ladrones demostraron su peligrosidad al golpear violentamente al dueño de la vivienda para que les entregara la llave de la caja fuerte.

Según los investigadores, la policía alemana también iba tras los pasos de la banda, a la que se le atribuyen robos similares en Alemania, Italia o Portugal. Es por ello que los efectivos españoles han trabajado conjuntamente con los cuerpos de seguridad de estos países a fin de determinar su implicación en los robos de viviendas.

Hace apenas unas semanas, los vecinos de Simón Verde denunciaron el incremento de robos en viviendas de ésta y otras zonas residenciales del Aljarafe. A raíz de ello, se activó un dispositivo de seguridad con el objetivo de frenar los atracos, el mismo que permitió a los agentes dar con esta banda de rumanos.

Los hechos fueron como siguen: el operativo se puso en marcha la semana pasada después de que varios agentes detectaran un coche con matrícula alemana con tres personas en su interior que observaban un chalé ubicado en Bollullos de la Mitación. A partir de ahí, la Guardia Civil estableció un seguimiento que le condujo hasta el piso franco de la barriada de Begoña, mientras se mantenía el control sobre la casa que presuntamente iban a asaltar.

De película. Tras varios días de seguimiento, los movimientos de los sospechosos hacían presagiar que el robo iba a ser inminente, por lo que aconsejaron a los propietarios del chalé que abandonaran la vivienda para protegerlos de los asaltantes. Esa misma madrugada se produjo el atraco y los ladrones pudieron ser detenidos por las patrullas que aguardaban en el exterior de la casa. La Guardia Civil identificó entonces a A.C., de 29 años, y a S.S., de 39, -ambos nacidos en Rumanía- cuando se disponían a abandonar la urbanización. Al primero de ellos se le incautó dos tarjetas de crédito que pertenecían a la propietaria de la vivienda.

Inmediatamente se inició una investigación para averiguar si los detenidos estaban implicados en otros robos ocurridos en la zona. Los otros cinco miembros de la banda fueron detenidos más tarde. M.C.M, de 27 años, y L.N.B., de 23, se encontraban en el piso franco que tenían en Begoña, después de que el juzgado de guardia de Sanlúcar la Mayor autorizara su registro, mientras que pesquisas posteriores llevaron a la detención de S.F.G., de 29 años, S.A., de 22, y A.T., de 23. La investigación sigue abierta y fuentes de la Guardia Civil señalaron que en los próximos días podrían producirse nuevos arrestos.

El abundante material requisado en el piso de la banda ha permitido esclarecer, por el momento, siete de los robos cometidos en Sevilla y su área metropolitana durante los últimos meses. Entre otros objetos, se encontró un buen número de joyas que servirán para aclarar otros atracos, y no se descarta que algunos sean los ocurridos en la urbanización de Simón Verde. En ésta, según los cálculos de los vecinos, se produjeron 15 robos en viviendas durante el último trimestre de 2007 y otros siete intentos más sólo durante el mes de enero, lo que obligó a convocar una Junta Local de Seguridad con carácter urgente.

No todos los asaltos que se le atribuyen a la banda de rumanos desarticulada ahora se produjeron en barrios de lujo -algunas hipótesis lo achacan al aumento de la vigilancia en estas zonas tras la alarma generada entre los vecinos-. Este tipo de organizaciones suele fijar sus objetivos en urbanizaciones alejadas del casco urbano donde viven familias de alto poder adquisitivo.

Aunque no es el caso de la provincia de Sevilla, la presencia de estas bandas, muchas procedentes de Europa del Este, se ha incrementado en España durante los últimos años y ha desatado oleadas de pánico en zonas de Cataluña, Madrid, Levante o la Costa del Sol. La más reciente fue a finales de diciembre, cuando saltó la alarma en la capital de España después de que asaltaran de madrugada la casa del conocido empresario José Luis Moreno, al que cinco atracadores propinaron una brutal paliza para obligarle a abrir su caja fuerte.

Este tipo de acciones violentas y con alto grado de estudio de las rutinas de las familias ha metido el miedo en el cuerpo a los vecinos de este tipo de urbanizaciones residenciales, por lo que reclaman más vigilancia policial.

  • 1