domingo, 17 marzo 2019
22:52
, última actualización
Local

Caen dos redes de narcotráfico con 17 detenidos y 2.150 kilos de hachís

De nuevo el río Guadalquivir como entrada de droga en el área metropolitana para su distribución por España, e incluso para el Reino Unido. La Guardia Civil informó ayer de la desarticulación de dos organizaciones dedicadas al tráfico internacional de droga, con 17 detenidos, la mayoría residentes en la Gran Sevilla.

el 15 sep 2009 / 22:12 h.

TAGS:

A. V.

De nuevo el río Guadalquivir como entrada de droga en el área metropolitana para su distribución por España, e incluso para el Reino Unido. La Guardia Civil informó ayer de la desarticulación de dos organizaciones dedicadas al tráfico internacional de droga, con 17 detenidos, la mayoría residentes en la Gran Sevilla.

La operación se inició a raíz de la información obtenida en varias actuaciones relacionadas con el narcotráfico, entre ellas un accidente aéreo ocurrido en marzo de 2008, donde se detuvo a dos personas que transportaban 622 kilos de hachís en una avioneta que se estrelló cerca del casco urbano de Coria del Río.

Tras las primeras investigaciones, se pudo averiguar que la droga estaba siendo introducida en pequeñas avionetas procedente del norte de África y que los aparatos que utilizaba la organización podrían ser traídos desde Estados Unidos. Tras establecer contactos con las policías de Marruecos y Portugal, y con la agencia estadounidense antidroga DEA, se consiguió incautar en Marruecos una avioneta y detener al piloto, con nacionalidad de Estados Unidos. Igualmente, se tuvo conocimiento de que en un operativo desarrollado en Portugal se incautaron de 2.190 kilos de hachís y fueron detenidos tres españoles relacionados con la trama.

Continuando con las investigaciones, se pudo determinar la existencia de dos organizaciones diferentes, interrelacionadas entre ellas y que son las que ahora da por desmanteladas, casi en su totalidad, la Guardia Civil, según informó ayer.

Procedimiento. De este modo, la droga era introducida desde Marruecos en avioneta o en embarcaciones rápidas a través del Guadalquivir. Parte de los detenidos, residentes en Coria del Río, formaban un grupo que se dedicaba a proveer de embarcaciones rápidas y de lugares donde guardar la droga a la organización principal. Ésta disponía de otra rama dirigida por un ciudadano de EEUU, que proveía de avionetas y pilotos a las redes. Las avionetas eran importadas desde EEUU, y ya en España las ponían a nombre de un hombre de paja.

Una vez que la Guardia Civil conoció el entramado, se estableció un dispositivo para desmantelar la organización principal. En este dispositivo, que tuvo lugar hace un par de meses, se realizaron cuatro registros en viviendas de Lebrija próximas al río, dos en Coria del Río y una en Sevilla, en los que se incautaron de 50 fardos de hachís con un peso total de 1.550 kilos, tres plantas de marihuana, una furgoneta con matrículas falsas que se encontraba sustraída, cuatro turismos y una embarcación de recreo, además escáneres, GPS, mapas, teléfonos móviles y emisoras de radio.

Los detenidos fueron J.A.J.A., vecino de Sevilla y supuesto cabecilla de la organización principal; S.A.D., de La Puebla de Cazalla, presunto encargado de guardar hachís; M.C.F.G., esposa del anterior; J.L.G.C., de Coria del Río y posible responsable de proveer de embarcaciones rápidas; A.D.G.C., hermano del anterior; B.R.F, A.J.R.P. y F.C.S., los tres de Sanlúcar de Barrameda (Cádiz);F.M.F., como lugarteniente del cabecilla; E.O.S.; M.A.R.C., que ejercía labores de guardaespalada del jefe; y A.J.R.P. Estos cuatro últimos son vecinos de Torreblanca, en la capital hispalense.

Una vez que concluyó esta primera fase, la Guardia Civil continuó con la investigación de la otra rama, especializada en transportar el hachís que entraba por las costas. Los agentes interceptaron dos furgonetas en la comarca de la Campiña. Tras un seguimiento, hallaron en un polígono de Cañada Rosal una nave con 20 fardos de hachís con 600 kilos.

Los detenidos en esta segunda fase son: J.M.Y.T, como cabecilla de la organización y vecino de Carmona; M.A.I.G. y J.M.R.C., los dos del mismo municipio; W.J.N.N. y D.S., súbditos ingleses. Presuntamente también se dedicaban a cometer robos. Los agentes recuperaron en su poder herramientas de un taller desvalijado en Alcalá de Guadaíra, dos retroexcavadoras y dos furgonetas, por un valor de 300.000 euros.

  • 1