domingo, 21 abril 2019
23:06
, última actualización
Economía

Cajasur recorta un 82% el beneficio semestral por la elevada morosidad

La caja cordobesa Cajasur, inmersa en un proceso de fusión con Unicaja y Caja de Jaén, acusó en el primer semestre su elevada tasa de morosidad, que se colocó en el 7,38%, pese a que logró reducirla en los últimos tres meses. Aun así, el beneficio neto se situó en 6,8 millones hasta junio, un 82% menos que en igual periodo de 2008.

el 16 sep 2009 / 07:58 h.

La caja cordobesa Cajasur, inmersa en un proceso de fusión con Unicaja y Caja de Jaén, acusó en el primer semestre su elevada tasa de morosidad, que se colocó en el 7,38%, pese a que logró reducirla en los últimos tres meses. Aun así, el beneficio neto se situó en 6,8 millones hasta junio, un 82% menos que en igual periodo de 2008.

Las cuentas del primer semestre de la entidad cordobesa se vieron mermadas, fundamentalmente, por las provisiones destinadas a amortiguar la alta tasa de mora, en el 7,38% a cierre de junio, y por la pérdida de valor de algunas de las participaciones de la caja a causa de la coyuntura económica adversa. De hecho, a sanear esos créditos de dudoso cobro y para cubrir el deterioro de otros activos, Cajasur inyectó 105 millones de euros entre enero y junio (71,4 millones durante el segundo trimestre), con lo que prácticamente triplicó los 37 millones destinados a ese capítulo en los primeros seis meses de 2008.

De esta manera, el beneficio neto consolidado de la cordobesa ascendió a 6,8 millones de euros, lo que representa un descenso del 82% en comparación con los 39,1 millones obtenidos en el mismo periodo del año anterior, según informó ayer a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

Cajasur cerró el semestre con un balance consolidado de 19.654 millones, un 6,7% más. Los depósitos de clientes ascendieron a 14.982 millones (con un crecimiento del 2,13%), y a 13.831 millones los créditos concedidos a la clientela, que experimentaron una caída del 3,4% interanual.

La caja destacó, asimismo, que las medidas emprendidas para la contención de la morosidad "están dando sus frutos", ya que este ratio lleva tres meses consecutivos en descenso. No obstante, también advirtió de que las condiciones económicas "se recrudecen" y que el aumento del paro "introduce incertidumbre en el comportamiento futuro de la morosidad".

Respecto a la evolución del negocio, el margen de intereses de la caja se elevó hasta los 178 millones (un 2,8% más), mientras que el margen bruto se situó en 243,45 millones (el 7,5% más).

Además, la entidad logró recortar un 2,6% los gastos de administración, lo que se traduce en un ahorro superior a los 3 millones. Así, el margen neto antes de provisiones y saneamientos, el típico de explotación, alcanzó los 110 millones, un 12% más.

análisis. Acompaña los resultados un informe de la auditora Deloitte, que analizó las cuentas de la caja de 2008, en el que aconsejaba a la entidad la necesidad de adoptar medidas para asegurarse la liquidez y solvencia ante la rebaja de su calificación crediticia. En ella se especificaba que la caja había puesto en marcha un plan de mejora en esa línea. Sin embargo, tras revisar el estado actual -con el proceso de fusión iniciado incluido-, Deloitte concluye que "no se han corregido o despejado totalmente" esas cuestiones.

  • 1