lunes, 18 febrero 2019
14:50
, última actualización
Economía

Calidad extra para el melocotón

Un proyecto de Bayer ayuda a la sevillana Primor Fruit a abrir nuevos mercados

el 27 jun 2010 / 19:14 h.

Melocotones y nectarinas son los productos estrella de Primor Fruit.

Los productores e importadores de fruta no sólo se enfrentan a las normativas de los países de origen para entrar en sus mercados, sino que también tienen que salvar las imposiciones de las grandes cadenas de distribución. Para superar esta situación, una empresa sevillana, Primor Fruit, ha recurrido a un programa para asegurar la calidad de la producción en sus explotaciones de melocotón y nectarina a través del proyecto Food Chain Partnership, de Bayer CropScience.

"Los supermercados europeos, sobre todo los de algunos países como Alemania, Inglaterra o los del norte, ponen muchas exigencias a la hora de hacerse con productos de este tipo", asegura el responsable del proyecto en España, Francisco Miró, que añade que con esta iniciativa "colaboramos en la cadena alimentaria para cumplir con los requisitos".

Food Chain Partnership es una iniciativa de Bayer CropScience que tiene como objetivo ofrecer una solución integral a todos los eslabones de la cadena alimentaria a través de la recomendación de programas de producción integrada, además de promover procesos transparentes que aseguran la trazabilidad desde el productor hasta el consumidor final.

Bayer CropScience tiene en marcha en España 47 proyectos de estas características. Además informa, de forma paralela, sobre los cambios que se producen en la normativa europea, últimamente marcada por las restricciones en la utilización de productos fitosanitarios.

Según los responsables de Primor Fruit, la razón por la que han decidido sumarse al proyecto ha sido "buscar soluciones técnicas que permitan mejorar el nivel de garantía de los productos en el aspecto de sanidad vegetal y seguridad alimentaria por un control óptimo del uso de los productos fitosanitarios, cumpliendo así con los más exigentes protocolos de clientes".

Las principales ventajas que ha destacado son el incremento en la calidad de sus productos, mayor control de las explotaciones, frutos más seguros, y mejores argumentos comerciales para abrir nuevos mercados.

La empresa cultiva cerca de 500 hectáreas de melocotón y nectarina en Sevilla. Esta gran extensión da trabajo a una media de 150 personas, aunque en función de la temporada puede alcanzar hasta las 1.500 personas empleadas.

Desde 2000, Primor Fruit forma parte de Five Sense Group, una iniciativa que les ha permitido ampliar la oferta de sus productos estrella (que son el melocotón, la nectarina y el espárrago blanco) y diversificar la oferta con la incorporación de cítricos, ciruela, fresas y zanahorias, entre otros.

"Cada vez hay más cambios y los productos se ven afectados porque cambian de estatus", indica Miró, por lo que, aseguró, "este mecanismo provoca un valor añadido a todos los participantes de la cadena alimentaria, tanto en parámetros de calidad, como de seguridad y, sobre todo de confianza" que permite tener más competitividad en los mercados frente a otros países que compiten vía costes.

En cualquier caso, aclara que no se trata de un distintivo que sustituya a los de calidad que dan las administraciones públicas, sino que es un "plus que va más allá" a la hora de abordar nuevos objetivos comerciales.

  • 1