Local

Cáritas ayuda desde 2007 al doble de personas por la crisis

El pasado año atendió a 800.000 personas y la previsión es pesimista.

el 27 oct 2010 / 19:15 h.

TAGS:

Los voluntarios de la organización Cáritas dan comida a un grupo de personas sin hogar.

Casi 800.000 personas en España precisaron la ayuda de Cáritas durante el año pasado. Esta cifra duplica los necesitados de 2007, por lo que la organización calcula que "los números seguirán subiendo" por la persistencia de la crisis y la reducción de las ayudas públicas.


El secretario general de Cáritas Española, Sebastián Mora, indicó que en el eje de su "plan anti crisis" destinado a acogida y asistencia de las personas que necesitan "pagar un alquiler, la luz, los libros de texto, alimentación, higiene", el 90% de los fondos son privados. Este dinero procede de donantes particulares, lo que para él es "una buena noticia" en el contexto de crisis que se vive.


Éstos son algunos de los datos correspondientes a la Memoria de Cáritas de 2009, que también revela que la organización ha ingresado 13 millones de euros más que el año pasado, en su mayoría "pequeñas aportaciones de particulares", informó Mora. "Esto nos hace creer en las personas e instituciones", añadió.


Asimismo, el secretario general del organismo subrayó que "en un año de muchas dificultades, también ha aumentado la solidaridad". Y es que, según los datos de Cáritas, en 2009 se han duplicado los socios y donantes, pasando de 222.641 en 2008 a 472.873 en 2009.


"Hemos tenidos muchas aportaciones muy pequeñas, de 10 o 15 euros, lo que demuestra que están colaborando incluso quienes tienen problemas", apuntó Mora, quien también destacó un aumento del 5% en el número de voluntarios hasta alcanzar los 59.000. Con respecto a estos voluntarios, el secretario explicó que el 70% son mujeres, precisamente "las que más están sufriendo la crisis". Igualmente, señaló la "buena colaboración" con empresas que han incrementado su aportación.


ayuda pública. Mora recordó que algo más que el 30% de sus ingresos provienen de financiación pública, un apartado que se va a reducir en 2010 agravando la situación. Por ello, Cáritas ha lanzado una campaña publicitaria bajo el lema Son personas, no son números, cuyo objetivo es concienciar a la sociedad de la necesidad de ayudar a los miles de personas afectados por una crisis que "es cada vez más cruda y más dura".

"Necesitamos más manos y más medios para seguir adelante" y atender al creciente número de necesitados, apuntó, preocupado por los datos oficiales que cifran en más de un 20% el porcentaje de personas que viven en situación de pobreza en España y el hecho de que ya sean casi 300.000 los hogares sin ningún tipo de ingresos.
En este sentido, Cáritas tiene programado un eje de ayuda al empleo, que, según el secretario general de la organización, ha registrado un gran incremento en los recursos invertidos. Además, durante el año pasado se atendió a más de 90.000 personas, un 21% más que en 2008. Mientras, en el ámbito de la vivienda, el crecimiento de los recursos ha sido de un 20%, pasando de 3 millones de euros a 3,6 millones.


En total y sumando todos los programas de la organización, Cáritas atendió en el año 2009 a 1,5 millones de personas en España y a 4,7 millones de ciudadanos en el ámbito internacional. En total, ha asistido a 6,2 millones. En cualquier caso, Mora insistió en que lo importante de estas cifras "no son las magnitudes sino que son personas" e insistió en que "decirlo es algo urgente".


nuevo perfil. Según los datos que se desprenden de la Memoria de Cáritas de 2009, el perfil de las personas atendidas por este organismo ha cambiado en los últimos años. Uno de los cambios más visibles es el aumento del número de españoles que han solicitado ayuda, ya que según su secretario general, se ha igualado al de los inmigrantes. "Por lo general los autóctonos pueden apoyarse en la red de familiares, cosa que los inmigrantes no pueden hacer y por eso están más desprotegidos", dijo. En este sentido, recalcó que "por mucho que digan los políticos", los inmigrantes "no son causa de la crisis sino del progreso económico de los últimos años".


También ha aumentado considerablemente el número de hombres jóvenes que ha acudido a la organización en busca de ayuda, "aunque no superan a las mujeres, ya que ser mujer supone un mayor riesgo de caer en la pobreza", explicó Mora, quien señaló que un comentario cada vez más habitual es el de "nunca pen-sé que tendría que acudir a Cáritas". Según este portavoz, las familias más jóvenes son las que se ven más afectadas por la crisis.
Finalmente, Mora manifestó que en el horizonte de España hay un aumento de la pobreza, que se sitúa en "un 20,8%", y que coincide, además, con una importante reducción de las políticas públicas". "La crisis no puede dar lugar a un modelo de sociedad que excluya a los más pobres y débiles", sentenció.


Por su parte, el presidente de Cáritas Española, Rafael del Río expresó su "frustración" por no poder llegar a todos los que necesitan ayuda en el país y aseguró que, por ello, se le pone "un nudo en la garganta".

  • 1