jueves, 18 abril 2019
16:21
, última actualización
Deportes

Carolina Ruiz cumple en el supergigante olímpico

La andaluza Carolina Ruiz hizo un digno papel en el supergigante de los Juegos Olímpicos de Vancouver y acabó decimoctava.

el 20 feb 2010 / 23:06 h.

Carolina Ruiz, en pleno descenso.
La delegación española en Vancouver continúa sin saber lo que es ganar una medalla en estos Juegos de Invierno. Ayer la española Carolina Ruiz participó en la final de supergigante femenino, donde concluyó en la decimoctava posición. La austriaca Andrea Fischbacher se adjudicó el oro.
Fischbacher ganó con enorme autoridad al cubrir los 2.005 metros de la pista -con salida a 1.425 y un desnivel de 600- en un tiempo de un minuto, veinte segundos y 14 centésimas, 49 menos que la eslovena Tina Maze, que capturó la plata y también se apuntó a la fiesta sorpresa que ambas le prepararon a la estadounidense Lindsey Vonn, que se tuvo que conformar con colgarse el bronce.

Al finalizar la prueba la española Carolina Ruiz comentó que se encontraba satisfecha con el resultado obtenido en la final de supergigante: "Me encontraba muy bien y ataqué un montón durante toda la bajada, pero me llevé un pequeño susto en un salto, me fui un poco hacia arriba, pero por fortuna no fue nada y seguí atacando, por lo que estoy contenta", explicó la esquiadora de Sierra Nevada, que participa en sus terceros Juegos Olímpicos, después de los de Salt Lake City'02 y Turín'06.

Por otro lado, Noruega vivió una jornada de gloria en estos Juegos de Vancouver 2010 al elevar a cinco el número total de medallas de oro tras los títulos de Aksel Lund Svindal, en el supergigante de esquí alpino masculino, y de Marit Bjoergen, en los 15 kilómetros persecución de fondo femenino, donde la española Laura Orgué se clasificó en el puesto número 27, a 2:40.2 de la campeona.

Por su parte, la británica Amy Williams se adjudicó la medalla de oro en la prueba de skeleton femenino. En la prueba masculina, el canadiense Jon Montgomery le arrebató por siete centésimas el título olímpico al gran favorito, el letón Martins Dukurs. El español Ander Mirambell, en su debut olímpico, se clasificó en el puesto vigésimo cuarto, a seis segundos y 43 centésimas de Montgomery, lo que le impidió acceder a la cuarta y última manga, reservada a los veinte mejores clasificados. 

  • 1