Local

Chaves pide responder a la 'barbarie' yendo a votar el 9M

Unidad y participación en las urnas. Es el mensaje que lanzó ayer el presidente de la Junta, Manuel Chaves, que compareció cuarenta minutos después de que lo hiciera José Luis Rodríguez Zapatero en La Moncloa. Chaves, visiblemente afectado, lamentó con rabia: "Y tanto dolor, tanto daño, para nada".

el 15 sep 2009 / 01:21 h.

TAGS:

Unidad y participación en las urnas. Es el mensaje que lanzó ayer el presidente de la Junta, Manuel Chaves, que compareció cuarenta minutos después de que lo hiciera José Luis Rodríguez Zapatero en La Moncloa. Chaves, visiblemente afectado, lamentó con rabia: "Y tanto dolor, tanto daño, para nada".

A las 17.40 horas Manuel Chaves entró en el salón del hotel de Estepona donde convocó a los medios. Casi cuatro horas antes, el presidente de la Junta había abandonado a toda prisa el mitin que dio por la mañana junto a Rodríguez Zapatero en Málaga y donde ambos conocieron la fatal noticia. Se fue camino de Alcalá de los Gazules (Cádiz) donde por la tarde tenía su próximo acto, aunque ya intuía que no iba a celebrarse.

En su coche oficial y en comunicación con Ferraz -sede del PSOE-, Chaves supo por el secretario de Organización del PSOE, José Blanco, que los partidos habían decidido suspender la campaña después de que ETA matara a tiros en Mondragón al ex concejal socialista Isaías Carrasco. En Andalucía PSOE y PP tenían claro que iban a adoptar la misma decisión que en el ámbito nacional. Por eso en ese preciso momento, cuando el coche del presidente pasaba por Marbella, la campaña andaluza quedó suspendida. Chaves ya había recibido la llamada del líder del PP andaluz, Javier Arenas, dándole el pésame y ambos habían pactado que harían lo mismo que en Madrid. Previamente, la Junta hizo pública una declaración institucional de condena al horrible crimen.

Dos banderas, una andaluza y otra española, ambas con crespones negros flanquearon la declaración del presidente de la Junta. El nombre del hotel de lujo en letras doradas daba cuentas de la improvisación y de que una vez más un atentado había acabado por sorpresa con la campaña. Y de nuevo a la caravana socialista le había pillado en Málaga. El presidente de la Junta intentó algunas gestiones para desplazarse ayer mismo al País Vasco pero finalmente será hoy a primera hora de la mañana cuando vuele a Bilbao para estar junto a la familia de la víctima y a los socialistas vascos.

Isaías era un ex concejal socialista pero también era "un hombre joven, padre de tres hijos, un trabajador que salía de su casa en un barrio humilde", relató Chaves, que antes de emplear el tono institucional pidió hueco para hacer su propia reflexión "como ciudadano, como persona y como padre". Lo mataron por la espalda, junto a su hija y su mujer, narró con indignación, "no puedo sentir más náuseas ante tanta crueldad".

La advertencia a ETA encabezó su declaración: "Los terroristas de ETA nunca lograrán nada mediante la violencia. Sólo les espera la cárcel", declaró el dirigente socialista. El siguiente mensaje de Chaves fue para los andaluces a los que pidió "serenidad" y que participen en cuantos actos de repulsa se convoquen el próximo lunes y que apoyen "sin fisuras" al Gobierno, "al que está hoy y al que salga de las urnas el próximo domingo". Pero sobre todo, el presidente de la Junta emplazó a los ciudadanos a acudir el domingo a votar. "Frente a la barbarie y el terrorismo la respuesta más eficaz de los españoles es la unidad y la participación en las urnas", declaró.

Chaves aseguró en su comparecencia haber hablado con el portavoz socialista en el Parlamento, Manuel Gracia, para que convocara al resto de la oposición y llevar a cabo un acto institucional en la Cámara andaluza similar al que ayer tarde tuvo lugar en el Congreso. Sin embargo el Parlamento de Andalucía decidió finalmente no reunir a la Diputación Permanente.

El presidente andaluz, a diferencia de Zapatero, sí admitió algunas preguntas pero no respondió sobre el efecto que este atentado podrá tener en las elecciones de mañana. "No puedo contestar. Ahora mismo sólo pienso en un compañero que ha muerto, en su mujer y en sus hijos", zanjó. "Nada más, lo demás no me importa", sostuvo.

  • 1