Economía

China probará el cerdo español mientras en EEUU todavía aguardan al ibérico

Expectativas cumplidas pero a medias. La buena noticia de que China abre sus puertas al cerdo español se empaña si se revisan las hemerotecas: en Estados Unidos todavía están a la espera de degustar el auténtico sabor del ibérico. Foto: Antonio Acedo.

el 15 sep 2009 / 09:41 h.

Expectativas cumplidas pero a medias. La buena noticia de que China abre sus puertas al cerdo español se empaña si se revisan las hemerotecas: en Estados Unidos todavía están a la espera de degustar el auténtico sabor del ibérico.

Qué tendrá el jamón que a todos gusta pero siempre hay trabas para catarlo en el mercado extranjero. Después de una larga espera, arduas negociaciones y muchas esperanzas por parte de las empresas y las administraciones españolas, sólo ocho han sido las empresas seleccionadas para exportar productos cárnicos de porcino de origen español a China. De 160 que presentaron finalmente el cuestionario exigido por las autoridades del país -unas 200 se mostraron en principio interesadas-, el Gobierno español seleccionó a 85 firmas en función de los criterios del Departamento de Certificación y Acreditación (CNCA) chino. El acuerdo permite la exportación de carne fresca, jamón deshuesado y productos curados. Por ahora, quedan fuera los embutidos.

En estas primeras autorizaciones se ha equilibrado el número de empresas productoras de ibérico y de cerdo blanco, lo que permitirá que el jamón de dehesa y bellota, el auténtico jamón ibérico, llegue a tierras chinas, al menos, en teoría.

A pesar de que la industria cárnica española puede presumir de cumplir con escrupulosidad las medidas de trazabilidad y seguridad alimentaria, los escollos administrativos siempre pueden más que la calidad. Desde que se anunciara a bombo y platillo hace poco más de un año, durante una visita de los Reyes de España al país asiático, el recorrido de las ocho empresas autorizadas para atravesar la Gran Muralla ha sido largo. Y todavía no la han cruzado.

El caso estadounidense, con años de retraso para la entrada del ibérico y la situación estancada de la tramitación de más autorizaciones para el cerdo blanco, dan pie a pensar con menos optimismo. De momento, el presidente de Iberaice -que agrupa a las empresas cárnicas miembros de AICE, la Asociación de Industrias de la Carne de España-, Julio Revilla, confió en que las próximas inspecciones, que se esperan para después del verano, se añadan a esta primera remesa de autorizaciones un grupo de ocho mataderos, "donde el de Cumbres Mayores es el que se alza con más posibilidades, y otro de siete industrias del mismo grupo que los mataderos, por lo que habría 15 empresas".

  • 1