viernes, 15 febrero 2019
20:13
, última actualización
Local

CiU acusa de frívolo a Zapatero y amenaza con retirarle su apoyo

Mas rechaza que el presidente admita el límite al autogobierno de Cataluña.

el 02 jul 2010 / 20:46 h.

TAGS:

El presidente de CiU, Artur Mas.
Amenaza con corrección inmediata. El presidente de CiU, Artur Mas, advertió ayer a PSOE y PP de que no podrán contar con CiU para la gobernabilidad de España si ambos consideran que la sentencia del Tribunal Constitucional (TC) sobre el Estatut pone fin al proceso de descentralización autonómica iniciado en 1978.


Mas arremetió contra el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, que el jueves expresó su satisfacción por el fallo del TC, porque "garantiza" el máximo autogobierno de Cataluña, y se mostró dispuesto a adoptar iniciativas que permitan reforzar el desarrollo del Estatut de Cataluña. Son, según Mas, "manifestaciones claramente impropias de un presidente del Gobierno que votó en las Cortes el Estatut", ya que "le parece bien una sentencia que altera y en parte desnaturaliza" el texto que él mismo apoyó. La reacción de Rodríguez Zapatero a la sentencia transmite algo de "frivolidad" e incluso "un punto de cinismo", sobre todo cuando pidió calma a los partidos catalanes en su respuesta al TC.


Mas avisó a Rodríguez Zapatero de que sea "extremadamente prudente", "mida muy bien sus palabras" y sea muy consciente de su "extrema debilidad", porque CiU, que ya le salvó la cabeza cuando permitió la aprobación de su duro plan de ajuste, podría forzar en cualquier momento la caída del Gobierno. Eso sí, puntualizó: "Que conste que esto no es una amenaza, es una advertencia".


objetivo cumplido. El Gobierno, por su parte, intentó rápidamente quitar hierro al asunto. Así, la vicepresidenta primera, María Teresa Fernández de la Vega, se declaró ayer "convencida" de que el Ejecutivo seguirá "colaborando y dialogando" con CiU, como con otros grupos políticos, para sacar adelante sus iniciativas en el Congreso. En la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, De la Vega pidió que no se malinterpreten las palabras de Zapatero y subrayó que cuando el Gobierno habla de objetivo "cumplido" se refiere a la reforma de los estatutos de autonomía. "La sentencia avala lo que nosotros impulsamos y por lo tanto se ha cumplido el objetivo del Gobierno de impulsar esas reformas", manifestó.
Así, precisó que ahora "lo que queda por hacer" son, por un lado, los Estatutos de segunda generación que aún se están tramitando y el desarrollo de los actuales. De hecho, opinó que "por supuesto" que hay "margen" para seguir desarrollando el Estatut.

  • 1