Local

Cobre las Cruces confía en empezar a producir en abril

La planta de la mina de Cobre las Cruces está ya en fase de pruebas, con lo que empieza la cuenta atrás para su puesta en marcha, que, no obstante, según las previsiones más optimistas, no será viable hasta abril, es decir, 10 meses después de lo inicialmente previsto.

el 15 sep 2009 / 22:45 h.

TAGS:

O.G.

La planta de la mina de Cobre las Cruces está ya en fase de pruebas, con lo que empieza la cuenta atrás para su puesta en marcha, que, no obstante, según las previsiones más optimistas, no será viable hasta abril, es decir, 10 meses después de lo inicialmente previsto.

La planta de la mina que se ultima en Gerena, y en parte de los términos municipales de Gerena y Guillena, está completa y conforma ya una inmensa estructura que perfila en el horizonte un insospechado paisaje industrial nada habitual en este territorio.

Este periodo durará todo el primer cuatrimestre el año. En este sentido, las pruebas en la planta comprenden cuatro fases para comprobar que la maquinaria está lista para llegar a la producción prevista de 72.000 toneladas de cobre al año. Los cálculos de la empresa son que a finales de marzo se empezará la última fase, "la de puesta en marcha" de la planta, que durará hasta abril. En esta fase se obtendrá el primer cátodo de cobre, con la llegada del primer mineral a la citada planta.

Para ello, la empresa sigue a la espera del levantamiento de la paralización de las excavaciones en la corta por parte de la Junta de Andalucía, después de que salga a exposición pública su plan de garantías adicionales para preservar el acuífero Niebla-Posadas.

Como publicó este periódico, este proceso podría prolongarse durante cuatro meses, precisamente en abril, pero si tarda más, se optaría por conseguir una licencia provisional para trabajar.

Para levantar la suspensión que pende sobre el sistema de drenaje reinyección (SDR) de la corta es necesario que se pueda garantizar que el acuífero no sufrirá ninguna contaminación como resultado de la actividad, para lo que se invertirán en las garantías adicionales unos 23 millones de euros. Dicho sistema permite explotar el yacimiento en condiciones de seguridad para el acuífero, según sostiene la empresa, y lo avala también el informe del Instituto Geológico y Minero de España (IGME).

Preparativos. En el último boletín que edita la empresa para informar de sus movimientos se confirma que continúan los contactos con las administraciones "para ultimar detalles técnicos en torno a este tema para proceder a un levantamiento inminente". En todo caso, reconocen que hasta dicho momento "no podrá ser aflorado el mineral en corta y por tanto no entrará en producción la planta". El boletín da cuenta también de que en el área de la planta está ya funcionando el laboratorio encargado de analizar el mineral y su tratamiento.

  • 1