Local

Con juicios a María

"El Colegio de Abogados de Sevilla es una institución aconfesional, si bien por secular tradición tiene como patrona a la Santísima Virgen María en el Misterio de su Concepción Inmaculada". Así rezan los estatutos de la institución colegial, aprobados en 2004, que el abogado sevillano José Antonio Bosch ha recurrido ante el Tribunal Constitucional por considerar que vulneran su libertad religiosa.

el 16 sep 2009 / 04:08 h.

TAGS:

"El Colegio de Abogados de Sevilla es una institución aconfesional, si bien por secular tradición tiene como patrona a la Santísima Virgen María en el Misterio de su Concepción Inmaculada".

Así rezan los estatutos de la institución colegial, aprobados en 2004, que el abogado sevillano José Antonio Bosch ha recurrido ante el Tribunal Constitucional por considerar que en una institución de afiliación obligatoria como es el Colegio de Abogados, tal patronazgo "vulnera" su libertad religiosa y su derecho a no tener creencia alguna.

De modo que, tras pasar este asunto por los tribunales de Sevilla y el TSJA -que dieron la razón al Colegio-, queda en manos del Constitucional decidir si la Inmaculada puede ser la patrona de los abogados sevillanos.

El Colegio de Abogados, en un escrito al que ha tenido acceso Efe, afirma que la referencia a la Inmaculada sólo "expresa un hecho que permanece en el ámbito de las tradiciones seculares, siendo un dato histórico y sociológico, de acuerdo con las creencias religiosas de la sociedad española en todo momento, pasado y presente".

El Colegio de Abogados asegura en su escrito que también España "es recordada en la historia por los diversos patronazgos vinculados con la Virgen María en diversas advocaciones, sin que la alusión a tal dato suponga quiebra de su aconfesionalidad como Estado".

La entidad colegial asegura también que no actúa como poder público sino como una entidad asociativa de profesionales que "reunidos en Junta General, manifestaron la aconfesionalidad de la corporación e incorporaron a los Estatutos una mención de un hecho histórico que no consideran incompatible con la aconfesionalidad".

El decano de los abogados sevillanos, José Joaquín Gallardo, aseguró ayer en declaraciones a Efe que tal patronazgo "no limita ni condiciona en modo alguno las creencias o no creencias de los colegiados, puesto que no impone ni sugiere que cada letrado haga suyas las creencias católicas".

El Colegio recuerda también que la propia Constitución Española le impone una "estructura y funcionamientos democráticos" por lo que se opone a que "la opinión de un solo colegiado prevalezca frente a acuerdos democráticamente adoptados" por la Junta General.

Según recordó Gallardo, los Estatutos fueron aprobados por la Junta de Andalucía, que en los próximos días presentará sus alegaciones ante la Sala Segunda del Tribunal Constitucional.

La defensa del Colegio de Abogados ha sido encomendada a Alfonso Martínez Escribano, ex juez decano de Sevilla y ex jefe del gabinete técnico del Alto Tribunal español en los años 90.

El TSJA ya dictaminó que el patronazgo de la Inmaculada es legal pues sólo supone "el reconocimiento de una tradición histórica" y no coarta la libertad religiosa de sus asociados.

  • 1