Deportes

Con Míchel ya empiezan a salir las cuentas

el 02 abr 2012 / 21:33 h.

El Sevilla progresa adecuadamente de la mano de Míchel y su apuesta decidida por el fútbol ofensivo, que le ha permitido encadenar por vez primera en más de dos años (desde noviembre de 2009, con Jiménez) tres triunfos seguidos que le reenganchan de nuevo y con pleno derecho a la pelea por las plazas de Europa y  Champions League.

Tres triunfos consecutivos, nueve goles, la recuperación de Negredo, la continuidad de Navas y Manu, y las mejores pinceladas de Reyes desde su vuelta al Sevilla han provocado un vuelco total en los ánimos de la afición nervionense, que ahora sí ve a su equipo capaz de aspirar a cotas que hace bien poco parecían inalcanzables.

Y es que después del debut de Míchel en Anoeta (2-0) el panorama pintaba negrísimo para un Sevilla que acumulaba entonces ocho partidos sin ganar (2 puntos de 24, con seis derrotas y dos empates) y que estaba más cerca del descenso (a 3) que de la UEFA o la Champions League (5 y 6).

Era la herencia de Marcelino, un técnico al que le vino grande la encomienda de pelear por la tercera plaza, a once puntos cuando fue destituido. En los ocho partidos siguientes a su debut, Míchel –que dejó ese día en casa a dos baluartes como Medel y Spahic por una pelea– ha sido capaz de ir imponiendo sus ideas, sobre todo en el aspecto ofensivo, y las victorias han ido cayendo como la fruta madura, más en concordancia con la calidad que atesora esta plantilla, con el único lunar de la derrota en El Molinón ante el Sporting, pues la del Barça se daba por descontada.

Triunfos ante Osasuna, Valencia, Racing, Granada y Mallorca, junto al empate con el Atlético, que han permitido al equipo volver a firmar la media inglesa (16 puntos en 8 partidos) y le han servido para recortar distancias con casi todos sus rivales directos.

En estos ocho últimos partidos sólo Barcelona (24) y Real Madrid (20) han sumado más que este Sevilla, que dobla los guarismos de Valencia o Athletic (8 puntos en las 8 últimas jornadas) y vuelve a contar como el que más para tocar pelo en el sprint final de una Liga en la que, ahora sí, debe aprovechar el desgaste de los otros en la Europa League para alcanzar sus objetivos.

  • 1