Local

Cuarenta años en la brecha

Cuatro generaciones de clientes han pasado ya por El Patio para probar sus montaditos y su cerveza negra de grifo.

el 10 feb 2012 / 10:06 h.

TAGS:

Ignacio Gómez Pando celebra los cuarenta años de El Patio San Eloy rodeado de lo que ha hecho famoso a este local: su acogedora distribución y sus productos de calidad.

Más de 50 años hace que se constituyó en Sevilla esta empresa familiar que comenzó su andadura con la primera tienda de ultramarinos en la calle San Eloy, llegando a tener hasta 26 tiendas en un formato tipo supermercado más acorde con la nueva etapa.

En 1972 inician su implicación en el sector de la hostelería con la creación de El Patio San Eloy, nombre por cierto, según nos cuenta Ignacio Gómez Pando, que fue creado por el mismo público que acudía al establecimiento, que abrió sin nombre concreto, la barra se puso en el patio de la antigua casa donde se creó el bar, de hecho, al principio se respetó la estructura de las habitaciones de la casa. Desde entonces un público fiel ha llenado a diario y en todas las épocas este templo de los montaditos, el vino y la buena cerveza, como Paco, un cliente que comenzó a ir desde el primer día y ya acude acompañado de sus nietas. Características son sus gradas, lo que iba a ser una entreplanta para mesas quedó en una original solución donde se aprovechó el hueco de las gradas para almacén y el exterior para que la gente pudiera estar sentada, a las gradas del Patio se ha ido a ver y que te vean, allí recalaron pandillas de jóvenes, reclutas de reemplazo y, ahora, estudiantes extranjeros que descubren su pequeño paraíso de cervezas y tapas.

Desde los montaditos, la oferta se ha diversificado, allí se muestra una gran vitrinas rebosante de gambas y cuelgan del techo buenos jamones de Huelva, se fue evolucionando desde la novedad que supuso en Sevilla el sandwich frío, hasta las tartas vegetales y los montaditos calientes."Pasen al fondo que hay sitio", una frase corriente en la barra de El Patio, como lo es hacerse hueco entre la gente que pide en la barra, llegar hasta las gradas o el que algún noviazgo haya salido de las alegres tertulias de El Patio. Las habitaciones desaparecieron con la reforma de 1982, que abrió espacios más diáfanos y creó la estructura actual, un mesón de ambientación típicamente sevillana, con las medias botas de generosos en la pared, gran cámara de barriles para la perfecta cerveza, Cruzcampo y Guinnes, cámara de conservación para vinos y el espectacular mueble climatizado acristalado donde se exhiben los más variados montaditos, éxitos de siempre y creaciones que se van incorporando a la amplia nómina del negocio. Así tenemos el popular serranito, el noruego, con salmón, el lepero, la muy popular tarta vegetal, la tarta de mariscos y muchos más para comer barato y saludable, fast food a la andaluza.

Con ocasión de su 40 aniversario la empresa ha ideado actividades para todo el año, como el pasaporte para que el público recorra los establecimientos del grupo, donde le serán sellados para participar en el sorteo de un gran viaje a la Oktoberfest de Munich. Habrá días con precios en las tapas y bebidas de 1982 y otras ofertas puntuales. Para las noches de verano están previstas actuaciones en directo.

El grupo se ha desarrollado en el sector hostelería creando cuatro líneas de negocios: Pando, para catering y restaurantes; Picatostes, cafeterías; Alacenas, tiendas especializadas con bar y Patios, cervecerías, donde las cartas van incorporando fritos sevillanos, carnes y tapas de cocina.

Felicidades a El Patio San Eloy por su cuarenta aniversario.

  • 1