Local

Cuatro detenidos por perpetrar robos con violencia en la A-92

La Policía Judicial de la Guardia Civil de Sevilla, en la llamada operación Polvorón ha detenido y puesto a disposición judicial a los componentes de un grupo organizado de atracadores -tres hombres y una mujer- como autores de presuntos delitos reiterados de robo con violencia e intimidación.Tres hombres y una mujer han sido detenidos por la Guardia Civil

el 20 dic 2009 / 21:05 h.

TAGS:

Desde hacía varios meses atrás, según informó el Instituto Armado en un comunicado, la Guardia Civil tenía conocimiento de que se estaban produciendo varios robos con violencia e intimidación en establecimientos de hostelería próximos a la autovía A-92, en concreto en los términos municipales de Lora de Estepa, Herrera y La Roda de Andalucía, en la Sierra Sur de la provincia de Sevilla.

Se trataba de una banda organizada, y el modus operandi del grupo, según pudo describir la investigación, consistía en entrar en un establecimiento por sorpresa y siempre en horas punta, cuando más gente hay en el interior.


Una vez en el interior, los miembros de la banda actuaban siempre con la cara tapada con pasamontañas y utilizando armas cortas y cuchillos de grandes dimensiones. De este modo, tras amenazar a los empleados, sustraía bolsos, dinero, joyas, teléfonos móviles, y cámaras fotográficas, entre otros enseres.

Por su parte, el equipo de Policía Judicial de la Comandancia de Sevilla se hizo cargo de las investigaciones. Tras tomar declaración a diversos testigos y realizar diversas pesquisas y recabar pruebas, lograron identificar a varios individuos que "pudieran tratarse de los autores de los robos".La operación se desarrolló en dos fases diferenciadas, según informó el Instituto Armado. De este modo, en la primera, los agentes consiguieron detener a M.T.J., M.J.H. y C.J.R., dos hombres y una mujer.

También se registraron sus domicilios en Marchena, Estepa y Puente Genil (Córdoba), gracias a lo cual los agentes incautaron diversos efectos relacionados con los delitos.
Del mismo modo, uno de estos detenidos, M.T.J., estaba causando "gran alarma social en la zona", ya que se trataba de un delincuente considerado "muy peligroso" que tenía en su haber varias órdenes judiciales de búsqueda y detención, llegando incluso a arremeter varias veces contra patrullas de la Guardia Civil que salían a su encuentro sin detenerse en su huida.

En una segunda fase de la operación, los guardias investigadores arrestaron a otras dos personas, O.S.M. y a M.G.B. como presuntos coautores de los delitos, y también a R.E.M. por presunto delito de receptación.

  • 1