Local

Cuatro testigos aseguran que vieron a Samuel en Montequinto la tarde-noche del crimen

Cuatro amigos de Samuel Benítez han explicado hoy ante el juez encargado del caso Marta del Castillo, Francisco de Asís Molina, que vieron al imputado por la tarde y por la noche en Montequinto. Concretamente, dos de estos testigos afirmaron que lo vieron por la tarde y por la noche en la barriada de Dos Hermanas donde vive la novia de Samuel.

el 16 sep 2009 / 04:10 h.

TAGS:

Rocío Velis / Agencias

Cuatro amigos de Samuel Benítez, tres de ellos menores de edad, han explicado hoy ante el juez encargado del caso Marta del Castillo, Francisco de Asís Molina, que vieron al imputado por la tarde y por la noche en Montequinto. Concretamente, dos de estos testigos afirmaron que lo vieron por la tarde en la barriada de Dos Hermanas donde vive la novia de Samuel, y otros dos de ellos dijeron al magistrado del caso que lo vieron pasada la una de la madrugada en la misma zona.

Estas declaraciones corroboran la coartada que Samuel ha venido manteniendo durante todo este tiempo, en la que asegura que pasó toda la tarde noche en Montequinto, y que se fue de allí para unirse a las labores de búsqueda de Marta.

Así las cosas, la novia y dos amigas de Samuel B.P. ya aseguraron ante el juez instructor que el joven estuvo acompañado en la barriada de Montequinto, en el municipio de Dos Hermanas, durante todo el día en el que supuestamente se produjo el crimen de la menor. La novia del implicado afirmó que estuvo la tarde del 24 de enero de 2009 con Samuel B.P., excepto una hora y media en la que ésta fue a arreglarse a su vivienda. En ese lapso de tiempo, el joven estuvo acompañado por otros amigos, según el relato de las otras dos testigos que acudieron entonces al Juzgado de Instrucción número 4.

Esta testigo, que confirmó la coartada de su novio al asegurar que estuvo con él en una hamburguesería hasta las 22,00 horas aproximadamente, estuvo en su domicilio hasta las 23,30 horas, cuando, según su relato, volvió a reunirse con Samuel en el mismo barrio de Montequinto. Según la versión de la pareja del imputado, su novio recibió una llamada del entorno de Marta alrededor de las 23,45 horas de la noche de su desaparición, en la que se le solicitaba el teléfono de Miguel C.D. -el principal imputado en el caso- para contactar con él y cuestionarle por el paradero de la menor.

A partir de ahí, la novia del joven supuestamente acompañó a éste a una parada de autobús de Montequinto, en el trayecto hacia la cual se encontraron con varios amigos, con quienes departieron sobre un tiempo indeterminado. La novia del joven llegó con Samuel a la citada parada de autobús tras despedir a estos amigos y estuvo un rato más con él hasta que éste cogió un autobús que lo llevó a la capital hispalense, si bien la hora concreta en la que toma el transporte público no ha quedado aclarada del todo.

Próximas declaraciones. Por su parte, el próximo martes prestarán declaración el padre de Marta, Antonio del Castillo, y el tío, Javier Casanueva, con el objetivo de que confirmen las declaraciones ya prestadas sobre el proceso de búsqueda de la joven. Hay que destacar que, hasta este momento, el padre de Marta había comparecido una única vez ante el juez Francisco de Asís Molina para ratificar su denuncia por la desaparición de su hija, mientras que el tío no había acudido nunca a los juzgados.

El mismo martes el juez de Instrucción número 4 ha citado también a declarar a varios amigos de la joven que participaron en las tareas de búsqueda la noche de la desaparición de la joven, asesinada en una vivienda del número 78 de la calle León XIII.

  • 1