Local

Curell entiende que "el aumento de las tasas universitarias es inevitable"

el 23 nov 2012 / 20:31 h.

TAGS:

En el debate que el director general de Educación de la Comisión Europea, Jordi Curell, mantuvo tras su intervención con distintos representantes del ámbito universitario no tardó en aparecer el polémico asunto del aumento de las tasas impuesto por el actual Gobierno. Fue el director general de Universidades de la Junta, Manuel Torralbo, quien enarboló el discurso más claramente crítico: “Nos están haciendo creer que en Andalucía hay demasiados campus para deslizar luego la idea de que cualquier tiempo pasado fue mejor, lo que es un grave error”, dijo. Luego, añadió que “en Andalucía se ha intento frenar el aumento de las matrículas” y ejemplificó la diferencia del ejecutivo de Griñán con respecto al de Rajoy en un hecho: “En Erasmus esta comunidad ha invertido en 2012 sólo un poco menos de lo que lo ha hecho el Gobierno de España a nivel nacional”, aseguró.

En parecidos argumentos redundó el rector de la Universidad Internacional de Andalucía, Juan Manuel Suárez. “¿Cómo casar la necesidad de más estudiantes universitarios y la igualdad de oportunidades?, “¿cómo se consigue aumentar la internacionalización y movilidad de los estudiantes con la subida de tasas que eliminará a un buen número de alumnos locales?”, preguntó a los presentes.

Por su parte, Curell consideró que “el aumento de las tasas es algo imparable que ya viene pasando en otros países de la Unión”. Sin embargo, matizó cómo “la subida de las tasas no debería ser incompatible con un sistema de becas que garantice la equidad y el acceso a quienes no pueden continuar sus estudios por el escollo económico”.
En defensa de la excelencia universitaria andaluza también se posicionó el vicerrector de Transferencia Tecnológica de la Hispalense, Ramón González. Este demandó a la Comisión Europea que trabaje “en un pacto que dé estabilidad”. “La canciller Merkel se ha llevado 30.000 universitarios a Alemania y somos la novena potencia en publicaciones, tan mal no lo estamos haciendo”, opinó. Luego criticó el denominado ranking de Shangai que “compara a Yale con la Universidad de Sevilla sin tener en cuenta las peculiaridades económicas de las que disfrutan una y otra, lo que es terriblemente injusto”. Curell coincidió en que “Europa debe pronunciarse con contundencia sobre la política educativa y establecer un marco firme de trabajo, pero esta debe seguir siendo nacional”. También puntualizó cómo Italia o España tienen mucho más estudiantes Erasmus que el Reino Unido, “que no tiene especial interés en esto”.

Otro asunto relevante fue el que puso sobre la mesa el director del Colegio Tabladilla, Francisco Ojeda, al hacerse eco de una pregunta de un alumno:“¿Por qué, en lugar de competir, no entra todo el mundo a la carrera que quiere?”. Curell explicó cómo cada país decide en este sentido: “Bélgica no tiene selectividad, luego los dos primeros cursos sirven para seleccionar. Y el sistema inglés funciona mediante entrevistas”. Ante esto, el subrayado de Torralbo: “Nuestro sistema de acceso puede no ser el mejor, pero es objetivo y con unas reglas de juego muy clara. Y no hay que obviar que nuestro sistema es público. ¿Se imaginan nombrar a funcionarios mediante entrevistas personales?”.

  • 1