Deportes

Daniel paga el nuevo proyecto

El traspaso de Daniel Alves, cifrado en unos 32 millones de euros con la posiblidad de que ascienda hasta casi los 38 por objetivos, va a costear prácticamente la inversión en fichajes del Sevilla para esta temporada.

el 15 sep 2009 / 06:51 h.

El traspaso de Daniel Alves, cifrado en unos 32 millones de euros con la posiblidad de que ascienda hasta casi los 38 por objetivos, va a costear prácticamente la inversión en fichajes del Sevilla para esta temporada. Tras el acuerdo con Romaric, el desembolso alcanza ya los 32 millones.

Esta cifra representa la inversión más importante realizada por el club en toda su historia y supera -en poco- la realizada el pasado verano por los fichajes de Koné (12 millones), Mosquera (8), De Mul (5), Keita (4), De Sanctis (prevista en 1,2, a la espera de indemnización) y la cesión de Boulahrouz (1). En cualquier caso, el capítulo de incorporaciones aún no está cerrado. El Sevilla va a reforzarse con un defensa central diestro, algo que puede plasmarse en cualquier momento y que situaría la inversión total por encima de los 40 millones.

En teoría, el negocio, a nivel económico, es redondo: se vende a un futbolista -que además se compró a precio de ganga- y llegan cuatro (o cinco) a cambio de él, sueldos aparte, claro está. En cualquier caso, el dinero no es algo que frene actualmente la capacidad de maniobra de la entidad. Vamos, que no era necesario traspasar a Daniel.

Este pasado invierno, el Sevilla recaudó más de 15 millones por la venta de jugadores. A saber: Kerzhakov (9), Makukula (3,5), Hinkel (3). Si a ello se une el traspaso de Keita al Barcelona (14) y los ingresos que ha reportado la participación en la Liga de Campeones (superiores a los 17), el montante se eleva nada menos que a los 78 millones. Y todo ello sin contar otras fuentes de ingresos (televisión, marketing, etc), ni tampoco la resta que habría que realizar por el capítulo de gastos, que obviamente también hay que tener en consideración.

En resumen, sólo con los más de 32 millones que va a dejar la venta de Daniel en las arcas del club se van a costear -sin sueldos- los fichajes de Acosta (7,5), Fernando Navarro (8), Konko (8,5) y Romaric (8).

El aficionado del Sevilla sabe que la suya se ha convertido en una entidad con capacidad como para confeccionar un proyecto serio que le lleve al equipo a pelear de nuevo por un puesto en la Champions, objetivo trazado ya por los rectores. Sin embargo, en la calle se palpa cierta incertidumbre sobre lo que será el Sevilla 2008/09.

Si la marcha de Daniel a nivel económica es un gran negocio, deportivamente no lo es. Konko, al que califican como una de las relevaciones de la última campaña en Italia, será quien ocupe su puesto. Para el aficionado de a pie, su nombre apenas era conocido hasta que se empezó a hablar de ficharle. Tampoco el de Romaric, la última incorporación. O el de Acosta. Sí, en cambio, se conoce mejor a Fernando Navarro, internacional español.

A estos cuatro futbolistas habrá que añadir el defensa central que está en camino. Se ha negociado con Squillaci, Coloccini... y hay futbolistas en el mercado como Vincent Kompany (Hamburgo), por el que ya luchó en su día. La cuestión es: ¿se traducirá en éxitos la inversión millonaria que está realizando el club? Por lo general, la llegada de caras poco conocidas (Daniel, Adriano, Baptista...) dio frutos; el pasado año, no. El melón está por calar.

  • 1