miércoles, 20 marzo 2019
10:20
, última actualización
Deportes

David Feito, un coriano en la cuna del 'Hai que roelo'

Es titular en el Pontevedra, firme aspirante al ‘play-off’ de ascenso a Segunda B. Mantiene contacto con el ‘núcleo veterano’ del Coria.

el 21 nov 2013 / 11:49 h.

20131013_dfreire_240[1] David Feito celebra el gol que anotó ante el Endesa As Pontes. Foto: Diario de Pontevedra.David Feito Vélez (Coria del Río, 19 de diciembre de 1982) era durante el estío uno de los símbolos del austero proyecto de cantera del Coria de Mariano Suárez. Sin embargo, una suculenta oferta del Pontevedra, del grupo I de Tercera División, propició que el lateral zurdo emigrara a Pasarón. Allí, en una entidad mítica que popularizó aquel slogan de la España patria de la tele en blanco y negro y la lavadora del Hai que roelo, ha adquirido el rango de imprescindible. Ha sido titular en todos los encuentros de Liga e, incluso, ante el Endesa As Pontes anotó un gol de penalti. “Aquí soy feliz. Pontevedra es una ciudad preciosa”, señala a más de 1.000 kilómetros de distancia del Guadalquivir. Es uno de los jugadores mejor valorados por la hinchada gallega, aunque añora sus paseos por su Coria natal junto a su pareja, Cathaysa, y sus dos tesoros, sus hijos Landi y Paula. “Allí conocía a todo el mundo, pero aquí es diferente”, dice con la voz pausada. Su fidelidad al Coria, el club que abandonó cuando aún era un zagal para triunfar en el Córdoba, es absoluta. “Sigo hablando con mi gente a diario. Mantengo contacto habitual con Israel, Jorge, Aurelio, Isco y Rubén. En WhatsApp tenemos un grupo en el que seguimos charlando sobre las cosas del equipo”, explica mientras recuerda que su padre, José Florencio, continúa abonado al club en el que se crio antes de recorrer España para ganar un sueldo como jornalero del balón. “Me siento un afortunado al poder seguir viviendo del fútbol”, dice entre risas. Cada día se calza las botas para continuar con aquel deseo que sentía desde pequeño, ser futbolista. A miles de kilómetros de su pueblo, de su gente y de su familia, Feito sueña con retornar a Sevilla para vivir con sus amigos un día especial. “Ojalá nos metamos en play-off y nos toque el Alcalá. Allí sí podría ir mi padre”. Palabra de emigrante.

  • 1